Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Dos veces breve

El cielo al alcance

El problema de las metáforas es que hay quien no las ve como metáforas, sino que directamente se cree lo que dicen. Lo de "tomar el cielo por asalto" viene de Marx, me parece, pero Marx era un economista que no creía en el cielo, aunque la parte quimérica de su programa haya acabado en pesadillas. La parte realizable, o programa mínimo, ya ha sido más o menos realizada, y se llama modo de producción socialdemócrata, o también Estado de Bienestar. Cuando la dichosa frase es pronunciada por alguien que en el fondo cree en el cielo, o en un paraíso en la tierra, tiene su peligro, porque en el paraíso no hay contabilidad nacional, ni moneda única, ni deuda soberana, ni balanza de pagos, realidades todas ellas muy prosaicas, pero que son el territorio en el que hacen vida los países que más derechos reconocen a sus ciudadanos, y más bienestar les proporcionan, o sea, el cielo disponible.

Compartir el artículo

stats