Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

en canal

Cadenas en la Cochinchina

TVE renueva Hora punta durante otro trimestre por fastidiar a Cárdenas. Quiere que sufra haciendo el ridículo como único presentador del mundo que no sabe hablar. Pero, a pesar que lo rematadamente mal que lo hace cada noche, Cárdenas no se entera porque anda muy liado con otras cosas como buscar pelea para que le respeten, salvar al mundo diciendo verdades como puños y ver sobre qué existe consenso en la comunidad científica internacional para llevarle la contraria. Así que TVE, empeñada como está en fastidiar al pobre Cárdenas, renueva una y otra vez su contrato trimestre tras trimestre. Tanta crueldad acabará cuando alguien avise al chaval de lo que hay, y él muerto de vergüenza deje el programa para hacer un cursillo de vocalización, ortología y dicción en la Cochinchina.

TVE renueva Hora punta por fastidiar su programación diaria. Puede parecer que la mejor manera de fastidiar una programación es llenarla de programas que no funcionen, pero no. Esta estrategia corre el peligro de que, inopinadamente, haya programas que empiecen a funcionar bien por su cuenta. Lo mejor en estos casos es poner en el momento de máxima audiencia una birria como Hora punta. Así, todo lo que emitan después sufrirá el lastre de arrancar sin audiencia, teniendo que remontar cada noche hasta altísimas cifras de share que hagan media y compensen lo poquísimo con que empiezan. Ahí tenemos el reciente ejemplo de la serie Traición, con Ana Belén al frente, estrenada esta semana.

TVE renueva Hora punta por vengarse de su audiencia. Como los espectadores hemos ido abandonando progresivamente TVE, la cadena ha decidido vengarse poniendo una birria de programa con un presentador de vergüenza todos los días en hora de máxima audiencia. ¿Podemos esquivarlo? Sí, de hecho lo hacemos. Pero aunque esquivemos Hora punta, después nos encontramos cada noche con que para ver empezar el programa posterior tenemos que esperar hasta las tantas. Y si queremos verlo terminar, ya ni te digo hasta qué puta hora tan poco punta tenemos que trasnochar.

Compartir el artículo

stats