Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Guacimara Medina

Análisis

Guacimara Medina

Memoria, identidad y comunidad

La isla de Gran Canaria está de enhorabuena y de aniversario: el 26 de julio el Museo y Parque Arqueológico Cueva Pintada cumple 16 años.

Son muchas las virtudes que podríamos destacar pero me quedo con unos versos de la joven poeta sevillana Rosa Berbel en su nuevo poemario Los planetas fantasmas (2022): Me habéis dejado el suelo lleno de ideas hermosas./ No hay forma de limpiarlas./ No hay forma de borrar la línea de impureza/ que deja el pensamiento por el suelo.

Esto es lo que simboliza el patrimonio del Museo y Parque Arqueológico Cueva Pintada: «pensamiento por el suelo».

Nos dejaron el suelo lleno de ideas hermosas que hemos recogido para crear memoria, identidad y comunidad. Nos dejaron el suelo lleno de ideas hermosas para poder investigar, para conocer, experimentar, entretener y educar a nuestras generaciones, las actuales y las venideras.

Y no hemos tenido forma de limpiar ni de limar las impurezas (cualquier idea hermosa las tiene) pero en este tiempo, leve y ligero, con la responsabilidad de la institución y de las mujeres y hombres que la representan, hemos construido cimientos no solo para que la colección y el patrimonio se conserven sino para que sean accesibles a toda la ciudadanía, para que su esencia ética permita la inclusión de todos y todas los que formamos esta comunidad y para que la institución transmita unos valores de sostenibilidad aferrada a su propia raíz.

El Museo y Parque Arqueológico Cueva Pintada ni elude ni evita el proceso de reflexión profunda que están llevando a cabo los museos en el siglo XXI: mantenemos el compromiso con sus funciones básicas, la conservación y la investigación (además, inherente al propio origen del museo y parque arqueológico) y defendemos con fuerza, vinculándonos a los objetivos de la Agenda Canaria de la Cultura 2030, el compromiso con los valores de nuestra sociedad canaria.

La planificación estratégica es la herramienta que permite articular el papel de Cueva Pintada como equipamiento cultural que mira al futuro como espacio para conocer el pasado pero, esencialmente, para conectarlo con el presente desde el compromiso con la accesibilidad, la inclusión, la sostenibilidad, la igualdad y la participación.

Decía nuestra poeta que rara vez desciframos/ los secretos guardados por los hombres./ Y nunca los de la naturaleza.

Yo humildemente añado que Cueva Pintada guarda bien esos secretos. Nuestras mujeres y hombres intentan descifrarlos.

Compartir el artículo

stats