Opinión | Volando bajito

La belleza de Kraus

Estreno del film 'Kraus, el último romántico'

Estreno del film 'Kraus, el último romántico' / Juan Castro

A Kraus hay que volver siempre y ya no es una certeza, es una necesidad. Escribo estas letras días después de ver el documental del tenor grancanario en el Auditorio que lleva su nombre «Kraus, el ultimo romántico». Una noche disfrutando de un trabajo de investigación sorprendente. El hermetismo de Kraus era conocido. De ahí que valore especialmente el trabajo de la productora Videre, de Prensa Ibérica, que dirigieron Laura Bueno y Germán Roda y que nos mostró al Kraus más íntimo. Imágenes únicas como lo son ver al gran tenor grabando a su familia en la intimidad con una Super 8 a la que era muy aficionado o mirando embelesado a su mujer e igualmente a sus hijos. La relación de amor de la pareja no precisa palabras, es manifiesta durante todo el documental, una historia de amor semejante a la de los personajes dramáticos que interpretó Kraus y que eran su preferencia. Vivían el uno para el otro.

Dado su hermetismo histórico, en el documental sorprende la habilidad del equipo para regalarnos tramos de la vida del tenor nunca vistas. La imponente presencia del tenor en el escenario es arrolladora. Belleza y elegancia. El testimonio de sus músicos y entorno, especialmente de su médico y amigo, pone los pelos de punta. El documental tiene tramos dolorosos como lo es cuando enferma su mujer y acaba muriendo. En ese momento adquiere fuerza conocer que a Kraus se le hundió la vida con su pérdida. Se refugió en casa y durante un año vivió combatiendo su dolor. Murió de amor, dicen sus hijas.

El Día de Canarias, Televisión Canaria estrenó el documental que pone de manifiesto el gran legado cultural y artístico que ha aportado al Archipiélago la figura de Alfredo Kraus. La larga ovación con la que el público despidió el documental fue un homenaje al más grande.

No dejen de verlo.

Suscríbete para seguir leyendo