Las campañas de recogida de alimentos que empleados de Endesa en Canarias han puesto en marcha con la organización Banco de Alimentos han reunido más de 2.700 kilos de alimentos. Exactamente, 2.761 kilos distribuidos a partes prácticamente iguales entre las islas de Gran Canaria y Tenerife. El objetivo de las mismas era paliar las necesidades de las familias más desfavorecidas en estos tiempos especialmente difíciles por la crisis económica. Según datos aportados por Banco de Alimentos, las Islas Canarias se encuentran en el segundo lugar de las comunidades españolas con más personas en situación o riesgo de pobreza o exclusión social.