20% DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sanidad ultima un plan para pacientes crónicos con el que aliviar las Urgencias

La Consejería atribuye el colapso de los servicios hospitalarios a los picos de enfermedades como la gripe pero también a enfermos mayores multipatológicos Marta León señala que de seguir así habrá "muchos facultativos quemados"

Sanidad ultima un plan para pacientes crónicos con el que aliviar las Urgencias

Sanidad ultima un plan para pacientes crónicos con el que aliviar las Urgencias

La Consejería de Sanidad del Gobierno canario ultima un plan de atención a los pacientes crónicos multipatológicos desde los centros de Atención Primaria que tienda "diferentes circuitos" asistenciales a los actuales para estos enfermos, un tipo de pacientes que ya absorben numerosos medios y recursos humanos y contribuyen a atascar los servicios de Urgencias hospitalarios.

La directora general de Programas Asistenciales del Servicio Canario de la Salud (SCS), Antonia Pérez, adelantó ayer que "en pocos días verá la luz nuestra estrategia de cronicidad" en la atención primaria y la coordinación con la asistencia especializada de los hospitales durante el transcurso del debate sobre el colapso de las Urgencias que tuvo lugar en el Club La Provincia.

Un foro en el que participaron también Carmen Nuez, presidenta del Sindicato de Médicos de Las Palmas; Francisco Domínguez, secretario provincial del Sindicato de Enfermería Satse; y Marta León, secretaria general del Colegio Oficial de Médicos de Las Palmas.

Pérez indicó que estos pacientes dispondrán de una enfermera gestora de casos "que será quien contacte con el equipo multidisciplinar, en su propio domicilio, en las urgencias hospitalarias" en un sistema sanitario que, recordó, "está muy dirigido a la patología aguda, pero el crónico no solo entra y sale (del sistema) sino que se queda".

El programa llevará "no solo" a tener que coordinar la atención primaria y la especializada sino también a trabajar "con la estructura social. Se trata de dar una solución integral al paciente".

Cambio estructural

En ese engranaje estarán los centros privados concertados para aquellos pacientes que "teniendo el alta médica no pueden ser enviados a su domicilio pues no necesita una atención estrictamente sanitaria y sí sociosanitaria". Al respecto, recordó que desde el pasado año existe una normativa de derivación y que será ahora "cuando se puede contratar camas para ese uso sociosanitario".

Un cambio más estructural en los sistemas de salud que ya están abordando países como Reino Unido, dijo, "por que vivir más años implica más patologías". En este sentido, Pérez indicó que no ha habido un incremento significativo en el número de pacientes atendidos este año respecto a las cifras de los mismos meses de hace un año. "En el Insular están por debajo del número de pacientes y en el Negrín son cifras similares" lo que significa que no hay más enfermos sino que éstos tienen, por mayor edad, procesos más complejos que precisan más atención y más días de ingreso hospitalario.

Por su parte Carmen Nuez rechazó que los conciertos con los centros privados sean la panacea para gestionar el colapso en las urgencias. "No pueden ser la solución de la sanidad pública. Estamos e acuerdo en la concertación en algunos casos, como las listas de espera. Pero el concierto es cuando nuestra casa (la sanidad pública) esté completamente barrida y con las plantillas adecuadas".

La representante del Sindicato de Médicos de Las Palmas pidió que se ponga sobre la mesa "un plan regional de urgencias" y recordó, al respecto, que su organización ya elaboró una propuesta en marzo de 1993 "que regulara toda la situación entre primaria y especializada".

Nuez recordó que la estampa que se vive en las Urgencias hospitalarias ofrece una foto en la que "el paciente no está siendo tratado con dignidad, sin preservar su intimidad" y que esa foto "es una demostración de falta de previsión". Y es que los episodios de calima y de gripe son más que predecibles y se sabe que afectan a las Islas con diferente periodicidad al año. "Echamos de menos que se ponga un plan B sobre la mesa en estos picos por que es imposible que el trabajo salga de forma adecuada".

Pero según Antonia Pérez, "hay una planificación al respecto. Quizá no te esperas esa demanda pero las medidas ya las tienen los gerentes y directivos y el propio SCS en la recámara". Esas acciones "implican que se incremente el personal para la apertura de camas y que vaya a Urgencias el personal de refuerzo de las propias plantillas".

Sea como fuere, para Carmen Nuez la Administración sanitaria tendría que implantar "medidas de indicadores de calidad, con tiempos máximos de estancia en Urgencias. Según todos los consensos especializados no se puede estar más de 4 horas. Como mucho 12 y ahora se sobrepasan las 20 en los picos. Este no es solo un tema médico sino del personal de enfermería y el personal no sanitario".

A las condiciones en las que trabaja el personal enfermero se refirió Francisco Domínguez. Para el representante del sindicato Satse "es muy complicado ponerse en el puesto de los trabajadores. El enfermero lo tiene muy difícil: trabaja en un pasillo entre dos camillas".

La previsión de las autoridades sanitarias debe llegar antes "no cuando un periódico dice que hay colapso abrir dos plantas en un hospital" por que la situación que se está viviendo en los servicios "ya no son picos sino problemas habituales". Por eso, el dirigente de Satse propuso "más personal en plantas" para desatascar los "cuello de botella" que se forman con Urgencias y "mejorar los espacios e infraestructuras".

Por su parte Marta León advirtió que si la situación continúa como ahora "tendremos muchos médico con el síndrome del quemado". A su juicio, "hace falta que las condiciones de los médicos se acerquen a ser lo más normales posibles" por que, si con los recortes, el sistema se sigue manteniendo "no se puede hacer más con menos. Y si esto es así es por el personal sanitario". Por lo que "algo está fallando" en la red de puntos de urgencias Canarias de atención primaria y asistencia especializada.

Compartir el artículo

stats