Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La plataforma 'Por una OPE más justa' denuncia la desigualdad de condiciones

Los opositores de Tenerife y Lanzarote hacen su examen en un recinto ferial y en un cine

Las tablas para los exámenes.

Las tablas para los exámenes. LP / DLP

La plataforma Por una OPE más justa volvió a denunciar ayer que los opositores del Servicio Canario de Salud (SCS) correspondientes a la Oferta Pública de Empleo (OPE) de 2007 no concurren a los exámenes del próximo 6 de junio en igualdad de condiciones.

Después de reunirse el pasado 15 de mayo con Carmen Aguirre, responsable de Recursos Humanos del SCS, el colectivo exigió que se buscaran alternativas para los 1.093 opositores de Lanzarote, que deben realizar su prueba en un cine, así como los 7.307 aspirantes de Tenerife, que deben hacerlo en un recinto ferial, en ambos casos, con una tablilla de madera a modo de pupitre. Según la plataforma, esta falta de unas condiciones ergonómicas mínimas propicia que haya unos "opositores de primera y de segunda" que sitúa a unos en desventaja frente a otros.

Como respuesta, la Consejería de Sanidad se ha limitado a declarar que esta situación "no crea desigualdad". "Cada isla se ha organizado de acuerdo a la capacidad de los espacios físicos más idóneos y a la disponibilidad de personal colaborador", respondió ayer Sanidad. Asimismo, Por una OPE más justa también solicitó que se facilitasen permisos a aquellos profesionales que trabajen la noche previa a su examen (los turnos de noche de un auxiliar de enfermería son de 20.00 a 8.00 horas y el examen es a las 10.00 horas de la mañana siguiente). A este respecto, Sanidad comunicó ayer que se ha indicado a los gerentes de las distintas áreas de salud que faciliten tanto los permisos como los cambios de turno a este efecto, de tal manera que una gran parte del personal sanitario tendrá que realizar horas extras para cubrir a sus compañeros.

Con todo, los representantes de Por una OPE más justa demandan unas bases de oposiciones más justas, en las que prime la experiencia laboral sobre el examen para evitar una "sangría profesional" en el sector. La reivindicación obtuvo el apoyo de 32.000 firmas en todas las Islas y llegó el Parlamento europeo en Estrasburgo, pero el SCS denegó el preaviso de huelga que solicitó la plataforma el mes pasado al "no reconocer la representatividad de la plataforma".

Compartir el artículo

stats