Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Barreiros: "Me han quitado las ganas de competir; llega el momento de colgar el chaleco"

"Dirigir la Escuela de Vela Joaquín Blanco de Puerto Rico es un reto y servirá para transmitir todo lo aprendido", señala el exregatista olímpico

Onán Barreiros en Puerto Rico (Mogán) el jueves.

Onán Barreiros en Puerto Rico (Mogán) el jueves. ANDRÉS CRUZ

¿Qué le supone haber sido designado director de la Escuela de vela Joaquín Blanco de Puerto Rico?

Todo un reto. Cuando era deportista pensaba en poder llevar una escuela y poder enseñarles a los niños todo lo que he aprendido. Siempre me han gustado los retos difíciles y creo que es el momento de colgar el chaleco y aparcar el 470 por ahora. Nunca se sabe lo que puede pasar pero lo que sí tengo claro es que intentaré que vuelva a ser lo que era la escuela de Puerto Rico, de la que han salido grandes deportistas y por la cantidad de niños que han pasado por ella. Me gustaría verla llena de niños los 365 días del año. El lugar es impresionante, el clima es el mejor del mundo, las instalaciones a un metro del mar todo un privilegio...

¿Cómo le llega la propuesta y qué le animó a aceptarla? ¿Dudó?

Pues como este mundo es tan pequeño me enteré de que estaban buscando director. Mi reacción fue inmediata y pregunté si era verdad. En ningún momento dudé de presentar mi currículum; no solo por poder dirigir una escuela de vela y enseñar todo lo que he aprendido durante tantos años, navegando y conociendo los diferentes clubes del mundo que he podido conocer gracias a este deporte, sino porque la escuela de Puerto Rico fue la que cambió el rumbo de mi vida: gracias a ella he cumplido un sueño como deportista: participar en dos Juegos Olimpico (Pekín 2008 y Londres 2012).

¿En qué situación encuentra a su llegada esta institución de referencia en el mundo de la vela en Canarias?

Llevan años haciendo un gran trabajo desde que ha llegado la última directiva. Las cosas han cambiado mucho, sobre todo económicamente, y se han sabido sobreponer con el esfuerzo de un equipo humano que lleva trabajando duro para poder seguir con este maravilloso deporte. Cierto que las cosas se pueden siempre hacer mejor, y peor, pero lo que he visto este último mes que llevo trabajando como monitor en la escuela es que el trabajo de los monitores es excepcional. Los niños se despiden de la escuela de Puerto Rico con mensajes muy positivos hacia esa labor humana que hacen día a día.

Usted se formó en este centro deportivo siendo un niño. ¿Qué recuerdos tiene de aquella época?

Justo llevo trabajando un mes en la escuela y ver a todos los niños, las ganas que tienes de navegar, las ganas que tienen de convivir con los demás amigos y la cara de felicidad que tienen las 24 horas me ha recordado cuando yo pasé por la escuela hace aproximadamente 23 años. Sin duda alguna, el mejor recuerdo que tengo de mis primeras millas en un barco de vela fue cuando me nombraron mejor regatista del Campeonato Escolar de la Escuela. Desde ese momento no fallé ni un fin de semana a navegar.

¿Cómo eran aquellos primeros años de su vida deportiva, antes de dar el salto al ámbito profesional como regatista?

Cuando iba dando mis primeros paso en la Federación Insular de Vela en Las Palmas de Gran Canaria era en el Óptimist y veía a mis compañeros, que hoy en día son grande amigos, como preparaban su barco para el Campeonato de Canarias y mi reacción era: "Yuossssss... me encantaría poder ir a un campeonato y ganarlo". Me iba poniendo metas: primero el Campeonato de Canarias; luego poder ir a un Campeonato de España y poder ganarlo... Así sucesivamente: ir a un europeo y ya ir a un campeonato del mundo y ganarlo... Ese fue otro sueño que pude cumplir en el año 2003. Pude ganar el mundial en la clase 420, con mi compañero José Antonio Medina, que fue el primero niño que vi preparando el Óptimist para ese Campeonato de Canarias de mi infancia. Sin olvidarme que el gran sueño como deportista fue los Juegos Olímpicos y pude disfrutar de dos olimpiadas.

¿Cree que se le ofrece el apoyo debido a esta modalidad deportiva? ¿Sigue siendo la vela un deporte de segunda en Canarias?

Sin duda. No se le ofrece el apoyo que debería y parece que no nos damos cuenta que vivimos en una Isla lo que conlleva que estamos rodeado de mar... No me entra en la cabeza como no todos los niños de esta Isla no pasan por una escuela de vela o de alguna deporte relacionado con el mar. Eso pasa en Canarias y no en muchas partes del mundo. Desgraciadamente mientras tengamos el fútbol, la vela y otros tantos deportes serán de segunda o tercera división.

¿Qué le gustaría cambiar o mejorar ahora que su voz tendrá mayor repercusión?

Volver a fomentar los colegios e intentar que pasen por la escuela el mayor numero de niños posibles, que disfruten de un deporte diferente y sobre todo que puedan conocer el mar. Espero usar la repercusión que tenga desde mi nuevo cargo porque uno de mis objetivos es pasar por todos los colegios y contarles a los niños que gracias a este deporte he llegado tan lejos e incluso relatarles la experiencia olímpica.

¿Qué papel juegan los patrocinadores para que puedan seguir compitiendo los deportistas?

En mi caso particularmente juegan un papel importantísimo. Gracias a un patrocinador puedo decir que he llegado tan lejos por su colaboración conmigo: sin él no hubiera podido comprar embarcaciones, material, viajar cuando tu federación no te paga el viaje...

¿Está siguiendo los Juegos de Río?

No y no creo que vea nada. La Federación se ha portado muy mal con nosotros y me han quitado las ganas de ver absolutamente nada. Incluso de competir. Pero no descarto en volver y aún con más ganas y más fuerte que nuca. Siempre he soñado con una medalla y no pararé hasta conseguirla.

¿Qué opina tras la queja oficial mostrada por su compañero Juan Curbelo y usted?

Que la Federación puede hacer lo que quiera con las normas. Se han saltado la guía y lo peor de todo es que los deportistas no tenemos la manera de denunciar a ningún órgano, vista la resolución que ha tenido el TAS con nosotros al no ser competentes. Me gustaría saber a quién tenemos que dirigirnos si tenemos algún problema con las federaciones.

Compartir el artículo

stats