Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La tecnoadicción se incrementa entre los jóvenes del Archipiélago

Las chicas muestran mayor interés por las redes sociales y la mensajería, mientras que los chicos se centran en los juegos online, los videojuegos y las apuestas deportivas

La tecnoadicción se incrementa entre los jóvenes del Archipiélago

La tecnoadicción se incrementa entre los jóvenes del Archipiélago

En la última década se ha producido un incremento de la tecnoadicción entre los jóvenes canarios, que guarda relación con el auge de las nuevas tecnologías. Este hecho se ha traducido en un aumento de las demandas de ayuda para superar la dependencia entre los jóvenes de entre 17 y 25 años. Así lo pone de manifiesto la Fundación Adsis, a través de su centro Aluesa, que lucha contra las denominadas adicciones sin sustancia. Siguiendo esta línea, desde el año 2007, se viene observando un incremento de este trastorno, que cada vez se produce a una edad más temprana. "Las chicas son más adictas a las redes sociales y a la mensajería, mientras que los chicos tienen mayor inclinación por los juegos online, los videojuegos, y las apuestas deportivas por internet, llegando en algunos casos a hacer uso de las tarjetas de crédito de sus padres sin tener autorización", apostilla Óscar Lorenzo, coordinador de proyectos de la Fundación Adsis y psicólogo del centro Aluesa.

Asimismo, según apunta el profesional, las principales adicciones que se tratan en el centro y que están asociadas a este tipo de hábitos mantienen un vínculo muy estrecho con la adicción a los juegos online, los videojuegos, la mensajería instantánea, y muy especialmente a las redes sociales. ""Estas adicciones tienen su inicio en la niñez, y comienzan a mostrar sus efectos en la juventud. De hecho, han llegado a convertirse en las más frecuentes en etapa de la vida", apostilla Lorenzo.

En el transcurso del primer semestre del presente año, con el apoyo de la Consejería de Gobierno de Política Social y Accesibilidad del Cabildo de Gran Canaria y la Fundación CajaCanarias se implementó el proyecto Espacio Digital Itinerante 3.0, que implicó actuaciones en diez centros escolares de Educación Primaria y Secundaria en distintos municipios de la Isla. La acción trató a 911 jóvenes entre 11 y 18 años, 100 progenitores, y 45 docentes, y dio pie a validar el Programa Espacio Digital 3.0 de detección y rehabilitación de las tecnoadicciones con adolescentes.

Los resultados del proyecto detectaron un 11% de adicciones a los videojuegos y juegos en red, un 8% de adicciones a Internet, y un 4% de adicciones al teléfono móvil. "El estudio pone de manifiesto que se ha ido pasando a un proceso adictivo que manifiesta problemas mucho antes, porque el acceso a la tecnología y el juego se inicia también en una etapa muy temprana". Y agrega que, "lo peor de todo es que esto se realiza sin ningún tipo de control ni supervisión por parte de las familias", indica el psicólogo.

Apuestas

Asimismo, el creciente aumento de las casas de apuestas online ha hecho que la adicciones comportamentales se produzcan en personas cada vez más jóvenes, dando lugar a un cambio en el tipo del perfil de los afectados por esta patología. Además, se ha constatado una modificiación en las costumbres de los ludópatas, mayores de 25 años, que ahora combinan las ludopatías clásicas -juegos de salón, casinos y las apuestas del Estado- con apuestas online y presenciales, "lo que ha dado lugar al crecimiento del número de personas con ludopatía. En estos casos los pacientes son masculinos y presentan una media de edad que oscila entre los 25 y 35 años", resalta el psicólogo. Si bien es cierto, que los hombre y mujeres mayores de 45 años "siguen prefiriendo los juegos clásicos", aclara.

Sin embargo, otra de las costumbres que preocupan a Lorenzo es la implicación familiar en las apuestas online. "Este hábito es el que más nos ha sorprendido. Muchas de las apuestas deportivas online se realizan en familia, sin ningún tipo de control o percepción de peligro, lo que aumenta también el riesgo adictivo, porque en muchas ocasiones intervienen los menores de edad", comenta. A esto cabe sumarle la vinculación de personajes famosos del mundo deportivo en la promoción de este tipo de juegos, "que ponen en peligro a un mayor porcentaje de la población al incitar al mundo del juego con su enorme poder mediático", añade el profesional.

Según indica el coordinador de proyectos, en estos tipos de adicciones también se han producido comportamientos relacionados con el robo de tarjetas, e incluso hurtos y otros tipos de delitos. "Cuando la adicción alcanza un nivel alto, el ludópata es incluso capaz de robar a su círculo más cercano para saciar su adicción", explica Óscar Lorenzo.

Por lo que concierne a los conflictos que genera la ludopatía en la vida de los afectados, el psicólogo asegura que lo más frecuente son problemas psicológicos como la ansiedad o la depresión, insomnio, y una gran cantidad de problemas familiares y sociales, "pero incluso pueden surgir conflictos laborales y penales", enfatiza.

En cuanto a las tecnoadicciones, la problemática habitual se centra los cambios de humor y en el carácter, una disminución de la comunicación, y ausencia de interés por los estudios y aficiones como el deporte,

Para evitar la aparición de esta clase de hábitos, Aluesa aboga por establecer límites horarios en el uso de las tecnologías, que puede estar fijado en un máximo de dos horas diarias. Además, propone cumplir con las edades recomendadas en los videojuegos, situar la tecnología en una zona común de la casa, y como recomendación para los padres, apuesta por controlar la autonomía del menor, hacerlo respetar las horas de sueño y de la comida, y hacer uso del control parental.

Con el fin de eliminar las adicciones de la vida de las personas, el centro Aluesa oferta numerosos servicios de rehabilitación para pacientes y familiares de los afectados. Para cumplir con este fin, cuenta con el respaldo del Cabildo de Gran Canaria. De esta forma, se ha podido establecer un programa terapéutico de rehabilitación dirigido a personas que peresentan voluntad de cambio, y que contempla la terapia grupal, individual, y la psicoterapia.

Compartir el artículo

stats