Suscríbete desde 1,50 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

3D, la revolución en la construcción

El sistema informático Bim transforma el trabajo de arquitectos e ingenieros l Yeray Rodríguez explica los detalles en el Instituto Felo Monzón

Un sistema más eficiente, económica y sostenible que ha revolucionado el concepto de la arquitectura y la ingeniería en los países más avanzados de Europa. Se trata del Building Information Modeling (Modelado de edificios mediante sistema informático), o sistema Bim, que permite crear simulaciones digitales de diseño manejando de una forma coordinada la información de un proyecto de cualquier edificio.

El empresario Yeray Rodríguez ofreció ayer, en el Instituto Felo Monzón de Tafira, una conferencia explicando todas sus especificidades a profesores y alumnos de estas disciplinas. Rodríguez, que estuvo trabajando para varias constructoras inglesas que utilizaban este sistema, intervino en las III Jornadas de Edificación y Obra Civil que se celebró durante todo el día de ayer.

"Bim es un cambio de tecnología tan grande que sólo es comparable a cuando se pasó de dibujar en papel con la regla y el rotring a trabajar con el ordenador de forma digital", aclaró al inicio.

El experto recordó que "la construcción es el único campo donde no se hacía una maqueta previa, sino unos planos en una fase inicial para que en la obra se empezara con el proyecto", pero de ahí surgen "todos esos fallos y problemas". Sin embargo, ahora, con el sistema Bim, se crea una maqueta digital de cómo va a ser todo el edificio antes de empezar con las tuberías, conductos, etc.

De este modo, todos los problemas que puedan plantearse se van a solucionar previamente. Y con este modelo se solucionan los errores antes de empezar a construir. Rodríguez puso el caso del arquitecto que desea poner una escalera en un lugar determinado, pero se encuentra con un pilar enmedio y con que no se puede pasar porque hay instalada una tubería. "Todo esto se puede solventar con la imagen del edificio en tres dimensiones".

Tecnología

Los países más avanzados ya han incorporado este sistema a su realidad más cotidiana. Y en el caso concreto de Inglaterra la ley cambió en el año 2016 y se obligó a todos los edificios públicos a utilizar esta tecnología. Pero ahora, tras tres años viendo la eficacia, se ha extendido a lo privado.

El Bim es la tecnología que viene a sustituir al Autocad. Hasta ahora los planos se hacían en líneas rectas, pero ahora el modelado es tridimensional, con una calidad extraordinaria, casi como si estuviésemos haciendo una maqueta pero en un ordenador.

"En España ha cambiado en 2018", aclaró el experto. "Pero en estos momentos no es una obligación sino es más una recomendación". Sin embargo, la profesión demanda más expertos en este terreno, "ya que supone un ahorro de coste, mejores diseños, presupuestos más ajustados y poder evitar errores", aclaró.

Sea como fuera, este modelo de construcción acabará imponiéndose ya que conlleva entre un 20 y un 30 % de ahorro en costes de materiales y produce una optimización de recurso. Aparte de que "fabricar 200 metros cúbicos de cemento menos contribuye a optimatizar el cambio climático con edificios más sostenibles". Rodríguez aseguró que la implementación será larga "porque hay que cambiar la mentalidad de la gente ya que para muchos supone un auténtico shock, aparte de que mucha gente es reacia a cambiar algo que le funciona y hay que formar a expertos".

Otro inconveniente es que toda esa inversión cuesta hacerla, y al principio es el cliente es el que recibe ese 30 % de ahorro de costes, "pero para el estudio de arquitectura todo esto conlleva un dinero que no se ve reflejado a corto plazo". Lograr que este sistema es un proceso de madurez que lleva tiempo y que en España tardará en torno a dos años para asumirlo, "aunque el principal problema es la formación".

Rodríguez subrayó que ya es obligatorio para edificios estatales y "si un estudio de arquitectura quiere concursar para un edifico público, como un hospital, tiene que hacerlo ya en tecnología Bim". Otra de las ventajas es cada uno de los elementos del edificio tiene sus propios atributos y se relaciona específica y paramétricamente con los demás objetos del proyecto. Y así si se modifica uno de estos objetos, los que dependan de él también cambiarán automáticamente.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats