Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista | Cecilia Fernández- Mateos

"La terapia celular es esperanzadora para los pacientes con daños neurológicos"

"Los individuos han anotado una notable mejoría en las secuelas y ha quedado reflejado en los escáneres", señala esta neurocirujana

La neurocirujana Cecilia Fernández, durante su intervención en las jornadas el pasado jueves.

La neurocirujana Cecilia Fernández, durante su intervención en las jornadas el pasado jueves. QUIQUE CURBELO

¿En qué consiste la terapia con células madre para pacientes afectados por lesiones medulares o cerebrales?

La aplicación de células madre se ha consolidado como un tratamiento biológico muy avanzado para tratar las secuelas que puedan presentar estos pacientes. Esta terapia se aplica en el propio sistema nervioso, mediante cirugía, o bien, a través de punciones lumbares en la médula espinal. Lo que intentamos es que las células que se encuentran en el sistema nervioso, en un ambiente que es adecuado para ellas, se puedan reproducir para que sean capaces de reparar las zonas lesionadas. El objetivo es que vuelvan a tener plasticidad y funcionamiento.

¿Este tratamiento ya se aplica en los seres humanos?

Efectivamente. Este revolucionario tratamiento comenzó a testarse, en una fase preclínica, en modelos de experimentación con animales. Ya en 2013 se dieron los primeros pasos para iniciar los ensayos con seres humanos. Sin embargo, su uso a nivel asistencial será posible en un breve período de tiempo. Es importante señalar que, desde el pasado año, la terapia cuenta con la acreditación de la Agencia Europea del Medicamento, lo que se traduce como un gran paso para que pueda ser utilizado a corto plazo en los hospitales públicos.

¿Cómo valora los resultados de la práctica?

Los resultados son extraordinarios. Todos los pacientes, en mayor o menor medida, han anotado una notable mejoría en las secuelas neurológicas. Todo esto ha quedado reflejado en los escáneres que se les han realizado después de recibir el tratamiento. Además, un dato muy importante es que no se han registrado empeoramientos en las secuelas que presentan estas personas, pues el fin fundamental de un ensayo clínico pasa por confirmar que no produce efectos adversos o posibles complicaciones derivadas del uso del tratamiento biológico.

¿ Qué enfermedades suelen padecer los principales candidatos a este procedimiento clínico?

Fundamentalmente, las personas aquejadas de enfermedades neurológicas, sobre todo, los pacientes que presentan traumatismos craneoencefálicos, fruto de accidentes, así como los lesionados medulares. Es importante destacar que la mayor parte de los ensayos han sido realizados en este último grupo de pacientes.

¿Qué mejoras anotan los afectados?

Lo cierto es que las personas consiguen mejorar sus funciones cognitivas, sensitivas, motoras y la regulación de los esfínteres. Este tratamiento ayuda también a los pacientes que tienen problemas vesicales y de incontinencia a incrementar su calidad de vida.

¿Cómo se presenta el futuro de la Medicina, teniendo en cuenta la irrupción de terapias tan eficaces?

Sin duda, la terapia celular ha abierto una vía esperanzadora para aquellos pacientes que presentan secuelas neurológicas que, hasta el momento, considerábamos que eran irreversibles. En el futuro, podrán tener tratamiento. Otro de los beneficios de esta terapia es que, al ser biológica, se puede comparar con un trasplante del propio individuo, lo que hace que el paciente reciba un medicamento personalizado, en función de las necesidades de cada individuo. Sin embargo, no se debe olvidar que esta práctica debe ser combinada con la neurorrehabilitación.

¿Cómo valora la evolución de la investigación en este campo?

Es evidente que ha habido una notable evolución con el paso de los años. No obstante, hay que tener en cuenta que estamos hablando de más de tres décadas de trabajo. Esta labor comenzó testándose en animales y más tarde llegó a los seres humanos. Este tipo de avances no aparecen de la noche a la mañana, sino que implican una larga y minuciosa labor investigadora dedicada a observar cómo estos tratamientos pueden beneficiar a la población.

Compartir el artículo

stats