Suscríbete desde 1,50 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Archipiélago inicia la campaña contra la gripe con 380.000 dosis de vacunas

El SCS cuenta este año con un tratamiento específico para los ancianos en residencias y pretende alcanzar una cobertura del 75% entre los mayores de 60 años y los sanitarios

El Archipiélago inicia la campaña contra la gripe con 380.000 dosis de vacunas

El Archipiélago inicia la campaña contra la gripe con 380.000 dosis de vacunas

La Consejería de Sanidad el Gobierno de Canarias inició ayer la campaña de vacunación contra la gripe en todos los centros de salud de las Islas, en un contexto en el que los contagios de Covid-19 en la comunidad autónoma han experimentado un importante descenso. Precisamente, para evitar la coinfección– y confusión– entre ambos virus y proteger a la población más vulnerable, la Dirección General de Salud Pública ha distribuido 380.000 dosis de la medicación, de las que 320.000 han sido adquiridas por la propia administración sanitaria y 60.000 por el Ministerio, lo que se traduce en un incremento de un 49% con respecto al pasado año. El objetivo del Servicio Canario de la Salud (SCS) es lograr una cobertura vacunal del 75% entre los mayores de 60 años y los sanitarios, pues el pasado año el porcentaje alcanzado fue de un 57% y un 35%, respectivamente. Además, la acción pretende llegar al 60% de las embarazadas. En esta ocasión se administrarán cuatro tipos de vacunas: dos trivalentes –formadas por tres cepas–, una de ellas especialmente indicada para los ancianos que se encuentran en residencias; y dos tetravalentes –compuestas por cuatro –.

En este sentido, entre las vacunas trivalentes se encuentran los medicamentos comercializados bajo el nombre de Fluzone y Chiromas. El primero está dirigido a los mayores de 65 años institucionalizados, mientras que el segundo atiende a los mayores de 65 en general. Por su parte, el grupo de las tetravalentes lo conforman Vaxigrip –para pacientes de entre seis meses y 64 años con patologías de base – e Influvac, que se estrenó el pasado ejercicio anual para las mujeres embarazadas y que este año se extiende además al personal sanitario.

El Archipiélago inicia la campaña contra la gripe con 380.000 dosis de vacunas

“La confección de las vacunas no depende solo de las cepas predominantes, sino también del nivel exposición al que se enfrentan los diferentes grupos y el grado de inmunidad que tienen las personas de por sí. La gente mayor y los pacientes afectados por comorbilidades, por ejemplo, tienen un sistema de defensas más bajo, por lo que las vacunas no pueden ser iguales para todos”, detalló la doctora Virginia Cabrera, directora de la zona básica de salud de Alcaravaneras. Para después añadir que, “el objetivo de la Organización Mundial de la Salud siempre es proteger a los más débiles”.

Precisamente, con el fin de velar por la seguridad de las personas más vulnerables, el centro de salud de Alcaravaneras ha habilitado una sala en el área de los aparcamientos para administrar las vacunas y evitar accesos innecesarios al edificio.

Además, la captación oportunista será una actividad clave durante esta campaña para llegar al mayor número de personas posible. “Aprovecharemos para captar a los usuarios que acudan a las consultas para así evitar que tengan que venir dos veces al centro de salud. De hecho, tenemos una agenda de pacientes que están siendo anticoagulados con Sintrom y nuestro propósito es vacunar a este grupo el mismo día que tengan la revisión de los niveles de coagulación de la sangre”, aseguró la facultativa.

Cabe resaltar que el centro de salud de Alcaravaneras ya cuenta con una lista de espera de dos semanas para recibir el antídoto. “Me ha llamado mucho la atención que hoy –ayer para el lector– haya fallado tanta gente a la cita. Teníamos previsto vacunar a más de 20 personas y lo hemos logrado gracias a la captación oportunista. Lamentablemente, han sido muchos los pacientes que se han ausentado”, dijo con preocupación la doctora Cabrera.

Hay que recordar que los pacientes que forman parte de los grupos de riesgo son todos los enfermos crónicos, las personas aquejadas de comorbilidades e inmunodeprimidas, los mayores de 60 y, como dato novedoso, los hipertensos. “Por primera vez, los hipertensos han entrado a formar parte de los grupos de riesgo por las complicaciones que pueden sufrir, en caso de contraer la infección por Covid-19 y la gripe”, apuntó la directora de la zona básica de salud de Alcaravaneras.

El Archipiélago inicia la campaña contra la gripe con 380.000 dosis de vacunas

Además, tachó de “fundamental” la necesidad de que los sanitarios, el personal que trabaja con ancianos y los cuerpos y fuerzas de seguridad accedan a este recurso preventivo con el fin de evitar los contagios de la patología entre estos colectivos.

Manuel Jesús Borda, un paciente de 67 años que trabaja en un centro de mayores, fue uno de los primeros usuarios que recibió ayer la vacuna. “Es importante que todos los que trabajamos con personas mayores nos vacunemos. En mi caso, llevo desde los 40 años haciéndolo y siempre me ha ido muy bien”, valoró el profesional.

Para Elisa de Aragón, en cambio, auxiliar de enfermería del citado centro de salud capitalino, ayer fue la primera vez que accedió al medicamento. “Estamos viviendo unas circunstancias excepcionales y ahora, más que nunca, es imprescindible que todos los sanitarios nos vacunemos. De esta forma, evitaremos los contagios de la gripe y confundir la sintomatología con la del nuevo coronavirus”, expresó con contundencia. “Esto frenará también el colapso del sistema”, agregó la auxiliar.

Otro de los primeros ciudadanos en participar en esta nueva campaña contra el patógeno fue Nicanor Aguiar. “Tengo 74 años y llevo muchos años poniéndome la vacuna. La gente como yo no debería dudar en ponérsela porque corremos mucho riesgo. El Covid-19 sigue circulando y si se junta con la gripe puede ser más peligroso”, enfatizó el paciente.

Y es que la vacuna confiere una protección contra la influenza que alcanza una tasa de eficacia que oscila entre el 70 y el 90%. Para recibir el tratamiento es necesario solicitar cita previa llamando al 012, o bien, a los teléfonos 922-470-012 y 928-301-012.

La Red Centinela de Canarias (RCC) constató la pasada temporada un total de 250 casos vinculados al virus que requirieron hospitalización, de los que 86 fueron atendidos en la Unidad de Cuidados Intensivos. Además, se notificaron 36 fallecimientos, con una media de edad de 69 años.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats