Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Innovación

Canarias se convierte en un laboratorio internacional para la robótica aérea

Singular Aircraft apuesta por las Islas para implantar, con tecnología de la ULPGC, una planta de fabricación, validación y comercialización de aviones no tripulados

Canarias se convierte en un laboratorio internacional para la robótica aérea

“Canarias tiene el ecosistema perfecto para convertirse en laboratorio de los aviones robóticos civiles más grandes de Europa y del mundo”. Así lo afirma Luis Carrillo, presidente y fundador de la empresa internacional Singular Aircraft, que ha apostado por las Islas para establecer una planta de fabricación, validación y comercialización de aviones civiles no tripulados, con la colaboración del Instituto de Microelectrónica Aplicada (Iuma) de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.

El capital científico y tecnológico, la fiscalidad canaria, el clima y la colaboración de las administraciones públicas, han hecho posible la puesta en marcha de esta iniciativa, que abre las puertas a la creación de un nuevo sector en la economía isleña, con Singular Aircraft como empresa tractora.

Ya se han dado los primeros pasos de este proyecto, tras la constitución en Canarias de Atlantic Singular Aircraft, con José Luis García al frente como consejero delegado, y actualmente se encuentran en el proceso de selección de aeropuertos y de personal, para iniciar el desarrollo de tecnología robótica aérea desde el Archipiélago, aviones civiles no tripulados, de unos 14 metros de ala, 11,5 metros de longitud y una autonomía de 5.000 kilómetros y 30 horas ininterrumpidas de vuelo.

Islas

“Contamos con el apoyo de la Universidad de Las Palmas que nos ayudará en el desarrollo de una serie de tecnologías que nos hacen falta para continuar con el proyecto, además de la geografía canaria, que para un avión de vigilancia marítima y de estudio es magnífica. Valoramos mucho el hecho de poder despegar y aterrizar desde y hacia el mar. La condición canaria para esto es perfecta, como el hecho de que podamos establecer servicios entre las islas”, apuntó Luis Carrillo.

El presidente de Singular Aircraft puso en valor el territorio insular para la logística que precisa el desarrollo de la robótica aérea. “No entiendo por qué los canarios empiezan siempre marcha atrás, es decir, diciendo los problemas que tienen para montar empresas. Yo lo veo como un territorio que no tiene limitaciones logísticas para productos como el nuestro. Ahora mismo estamos desarrollando un proyecto de software para otra compañía y vamos a elegir Canarias como centro porque reúne las condiciones que nos hacen falta para el desarrollo de estas nuevas tecnologías”.

Investigadores del IUMA fabricarán los sensores que dotarán de “ojos” a la aeronave

decoration

Carrillo añade además, la importancia de contar con grandes centros de investigación como es el caso de Plocan -Plataforma Oceánica de Canarias- o el IAC. “Tenemos, por tanto, el ecosistema perfecto para aplicar este tipo de estrategias y de tecnología en las Islas. Y además, ha sido muy importante la implicación, desde el principio del Gobierno de Canarias”, indicó, en referencia a la contribución de la Sociedad Canaria de Fomento Económico Proexca -empresa pública adscrita a la Consejería de Economía, Conocimiento y Empleo del Gobierno Autónomo-, a través de Jerónimo Falcón, Laureano Pérez y Pilar Moreno. Así como de la Confederación Canaria de Empresarios con Agustín Manrique de Lara al frente, y del Ayuntamiento de San Batolomé de Tirajana. “Hemos tenido un apoyo extraordinario por parte de las instituciones canarias, que nos han facilitado mucho todo”, apuntó José Luis García.

Una de las piezas claves de esta iniciativa empresarial la pone el grupo de investigadores del Iuma, coordinado por José Francisco López, encargado de dotar a los aviones no tripulados de sensores que los capacitará para la observación, abriendo el abanico de posibilidades que estas plataformas aéreas pueden ofrecer en el campo de la monitorización medioambiental marina, detección de inmigración irregular, detección y extinción de incendios o agricultura de precisión, entre otras aplicaciones.

“Plocan, el Astrofísico de Canarias (IAC), el INTA, la zona ZEC, las dos universidades públicas canarias, pero sobre todo las condiciones meteorológicas existentes en Canarias y el estar rodeados por mar, hacen que nuestra región sea muy atractiva para todas aquellas empresas del sector aeronáutico que quieran validar plataformas aéreas similares a la de Singular Aircraft”, afirmó José F. López.

Los investigadores de la ULPGC serán los encargados de dotar al avión de una serie de sensores que se convertirán en los ojos de la aeronave para detectar “lo visible y lo invisible” al ojo humano a través de tecnología de infrarrojos, térmica... “Estamos ante una plataforma que puede estar volando 30 horas sin tener que aterrizar, y esto permite poder tener una flota de aviones volando, por ejemplo, en la frontera con Marruecos para detectar, por ejemplo, la presencia de pateras, derrame de contaminantes en el mar, determinar en fases muy tempranas un conato de incendio o participar en la extinción del fuego, dado que estos aviones no tripulados tendrán capacidad para albergar más de mil litros de agua dentro y soltarla de forma automática, de día y de noche, cuando no pueden operar los hidroaviones”, apuntó López Feliciano.

Ubicación

Además de dirigir al grupo de investigación que va a diseñar estos sensores, el investigador del Iuma, trabaja, a instancias del Gobierno de Canarias, en un informe sobre las fortalezas y las necesidades que hay que cubrir para el éxito de esta iniciativa empresarial en las Islas, de forma que “detrás de Singular Aircraft vengan muchas más empresas del sector”.

El documento, que ya está en fase avanzada, arrojará luz sobre los terrenos más estratégicos para ubicar este tipo de empresas. “Se han mantenido reuniones con El aeródromo del Berriel y con el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, pero no es la única opción que tenemos. Ahora mismo se está negociando, pero estamos mirando opciones para crear aeródromos en otras islas, como pueden ser Fuerteventura, Tenerife o La Gomera. En Gran Canaria tenemos el INTA, un aeropuerto internacional, el interés de Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, Plocan… pero en Tenerife también está el Instituto Astrofísico. Hay muchas opciones”, apuntó José Francisco López.

El capital científico, la fiscalidad canaria y el clima, claves en la elección empresarial

decoration

A este respecto, el presidente de Aircraft subrayó que en estos momentos se trabaja en la selección del aeropuerto e incluso se barajan diferentes escenarios. “Una de las decisiones a tomar es si sólo vamos a estar establecidos en el aeropuerto o vamos a tener una planta y una zona de investigación y un aeropuerto independiente, aún no lo hemos decidido. No obstante, las previsiones son que en menos de seis meses vamos a tener personal contratado, trabajando en el desarrollo y ya estaremos volando en Canarias”.

Luis Carrillo también puso en valor la capacidad de las universidades canarias para la formación de “recurso humano” local. “Para este tipo de iniciativas es fundamental. No puedes empezar un proyecto como este si no tienes los mimbres suficientes para hacer cestos. Gracias al trabajo de décadas de las universidades canarias, hay suficiente capacitación humana disponible, y a un coste mucho más que razonable, y este factor es crítico, quizás los propios canarios no lo valoran lo suficiente desde dentro, pero las condiciones que yo he visto en esta región son óptimas para el desarrollo de proyectos tecnológicos”.

José F. López añadió al respecto que el proyecto empresarial de Singular Aircraft abre las puertas a la creación de un sector tecnológico que contribuirá a crear empleo para los titulados universitarios en el ámbito de las ingenierías. “No se pueden imaginar la cantidad de estudiantes buenísimos, que hemos formado en la Universidad de Las Palmas y que están fuera. Con proyectos como éstos podremos recuperarlos y no sólo vendrían con experiencia de años fuera, también con contactos que darían lugar a proyectos nuevo”.

El presidente de Singular Aircraft, también destacó el potencial del sector aeronáutico para diversificar la economía canaria y para la empleabilidad de los ingenieros formados en las Islas. “Más del 90% del empleo que genera el sector turístico es de baja tecnología, y de poca capacidad de transversalidad entre empresas. Sin embargo, el ingeniero que trabaje con nosotros puede trabajar en cualquier otra empresa, porque en la aviación ocurre un fenómeno, y es que dominamos todas las tecnologías -electrónica, software, mecánica, materiales...-, todas las ramas de la ingeniería”.

Luis Carrillo hizo hincapié en el perfil “transversal” del capital humano en el sector tecnológico. “La transversalidad que nuestros empleados tienen es absoluta, ellos pueden trabajar en un hotel pero es muy difícil que alguien que trabaje en un hotel pueda trabajar con nosotros. Canarias debe apostar por atraer más empresas como la nuestra, con productos que generan unos sueldos que no son los del turismo, y unas tecnologías y unos conocimientos que no son los del turismo. La empleabilidad es total para las personas que entren en este sector de la aeronáutica”, concluyó el empresario.La elección de Canarias como base de robótica aérea por parte de Singular Aircraft no es casual. José Luis García, consejero delegado de la empresa en las Islas señala las ventajas del clima -“que permite volar todo el año para hacer las pruebas”-, las condiciones económicas y fiscales especiales de la Zona Especial Canaria (ZEC), y el entorno investigador con centros como Plocan, Inta o las universidades. “Canarias es un trocito de California al lado de África”, indica García, en la foto superior (i) junto a J. López durante la videoconferencia con Carrillo. Abajo un avión de Singular Aircraft. |

Especialistas en tecnología hiperespectral

El grupo de investigación del Instituto Universitario de Microelectrónica Aplicada (Iuma), liderado por José Francisco López Feliciano, que trabaja estrechamente con la empresa Singular Aircraft para instalar en Canarias una base de creación de robótica aérea, lleva unos años trabajando con tecnología hiperespectral en diversos proyectos relacionados con la agricultura de precisión, y con el ámbito del diagnóstico médico en oncología. Además, el Iuma colabora con la Agencia Espacial Europea (ESA) en proyectos encaminados a codificar los datos captados por sensores embarcados en satélites para ser transmitidos posteriormente a tierra, y desde hace varios años colabora con empresas del sector aeroespacial como Thales Alenia Espacio España, Arquimea, o más recientemente con Thales Alenia Espacio Francia y otras empresas españolas, francesas y belgas, en el proyecto europeo VIDEO para el desarrollo de una nueva generación de instrumentación para la observación de la Tierra. “Toda esta experiencia ha sido fundamental para la creación de esta nueva alianza con la empresa Singular Aircraft y nos posiciona en una línea de investigación por la que apostamos hace más de una década”, indicó José F. López. | M. J. H.

Compartir el artículo

stats