La Consejería de Sanidad ha administrado hoy en centros sociosanitarios de las siete islas 1.954 dosis de la vacuna contra la Covid-19 y ha planificado la vacunación en 52 centros entre hoy y el próximo 5 de enero.

Sanidad recuerda en un comunicado que ayer llegó una remesa de vacunas con 13.650 que se repartieron entre las provincias de Las Palmas y la de Santa Cruz de Tenerife con el objetivo de vacunar tanto a residentes como a trabajadores de estos centros.

La próxima semana el Ministerio de Sanidad enviará a Canarias una nueva partida similar.

De esta manera hoy se ha realizado la vacunación en un macrocentro en Gran Canaria con 360 vacunados; en dos centros de La Gomera con un total de 80 personas vacunadas; otro en El Hierro con 60 dosis repartidas; uno en Fuerteventura con 39 vacunados, cuatro en Lanzarote con un total de 260 personas vacunadas; ocho de La Palma, donde se vacunaron a 285 personas; y siete centros de Tenerife con 870 vacunadas.

Según Sanidad, en todas las islas se ha cumplido con creces el plan de vacunación planteado para la jornada de hoy llega a 1.954 dosis administradas a las que hay que sumar las 360 que se impartieron el domingo, con lo que Canarias tiene ya vacunadas a más de 2.300 personas.

Con esta nueva partida se da continuidad al plan de vacunación en los centros sociosanitarios de Canarias previsto en la fase 1.

La vacunación ha comenzado por los sectores de población que deben recibir primero la vacuna contra la Covid-19 según se ha definido en la estrategia de vacunación frente a Covid-19 en España, que establece el orden de prioridad cronológica de los grupos de población a vacunar.

En la primera etapa, se vacunarán los residentes y personal sanitario y sociosanitario que trabaja en residencias de personas mayores y de atención a grandes dependientes.

Las autoridades sanitarias recuerdan que la inmunidad frente a la Covid tendrá lugar siete días después de que estas personas reciban su segunda dosis, que será dentro de 21 días.

Además recuerda que hasta que se logre la inmunidad de rebaño hay que seguir extremando las medidas de seguridad puesto que la persona inmunizada podría transportar y contagiar el virus.