Violando las restricciones impuestas por Sanidad ante la amenaza de propagación de la Covid-19. Más de 20 jóvenes saltaron a la arena de la playa del Malecón, en Santa Cruz de La Palma, para protagonizar un abrazo multitudinario en plena segunda ola de la pandemia. Sin distancia de seguridad ni mascarillas, ¿qué mejor manera de despedir un año en el que el coronavirus se ha cobrado la vida de 411 personas en Canarias?

Pese a la cancelación del afamado 'Fin de Año Australiano', los bares y restaurantes de Santa Cruz de La Palma acogieron en sus terrazas a centenares de personas. Pese a la rigurosa aplicación de la normativa por parte de los establecimientos y las continuas rondas de vigilancia protagonizadas por los cuerpos de seguridad, un grupo de jóvenes protagonizó un acto incívico en plena segunda ola de la pandemia.

Los cánticos de un nutrido grupo llevó la unión con otro bando que pasaba por el recién inaugurado Paseo de Las Estrellas. La euforia terminó en un abrazo que quebrantó el distanciamiento. Las mascarillas, de día libre. Algunos nacen estrellas, otros, estrellados.

Las redes sociales arden por la viralización de un vídeo en el que muestra a un grupo de jóvenes de fiesta en el casco histórico de Corralejo, en el municipio majorero de La Oliva

Indignación por una fiesta de Fin de Año multitudinaria en Corralejo La Provincia

Las imágenes difundidas a través de las redes sociales de Onda Fuerteventura, se puede apreciar a decenas de personas festejando la llegada del año nuevo en las calles de la localidad de Corralejo sin respetar las medidas de seguridad impuestas por las autoridades sanitarias para frenar la propagación de la Covid-19.

El Consistorio ha identificado al grupo de personas que festejó la entrada de año en la plaza Félix Estévez. Los agentes se personaron en la zona a raíz de una llamada que advertía de una gran concentración de vecinos, pero al llegar al lugar, la aglomeración ya se había disuelto, pues según algunos testigos, apenas duró cinco minutos pasadas las 00.00 horas. La Policía Local de La Oliva disuadió también dos fiestas de ciudadanos extranjeros en villas privadas pasadas las 1.30 horas de la madrugada.

Los restaurantes y comercios de Corralejo, reunidos en ASEMCO, muestran su rechazo e indignación ante lo ocurrido. "Así vamos a tirar por la borda meses de sacrificio", afirman.