Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La presión asistencial crece en Gran Canaria y se estabiliza en Tenerife

Sanidad descarta AstraZeneca y empezará a vacunar a los mayores de 60 con Pfizer o Moderna | Fallece un varón de 60 años sin vacunar ni patologías previas

Un paciente en la unidad de críticos del Hospital Materno-Insular. | |

Gran Canaria está viviendo la quinta ola con unas semanas de atraso con respecto a Tenerife. De ahí que, mientras los hospitales tinerfeños están empezando a encontrar un respiro en la ingente saturación sanitaria que están sufriendo, para los grancanarios la curva de hospitalizaciones no para de crecer.

Los centros hospitalarios de Tenerife registraron en el día de ayer 363 ingresos hospitalarios, la cifra más baja de los últimos seis días y ocho pacientes menos que hace tres días. Por su parte, Gran Canaria, siguió marcando récords en la quinta ola, al registrar 181, 16 más que hace tres días.

Canarias registró un total de 561 hospitalizaciones por coronavirus: 94 de pacientes críticos y 467 de pacientes graves. Asimismo, en la última semana se han producido 65 ingresos y 21 altas.

Cabe recordar que, a pesar de estos números, la ocupación de las UCI en ambas islas capitalinas ha aumentado en las últimas jornadas. Las unidades de críticos de Gran Canaria se encuentran en un nivel de riesgo alto (16,8%). Esto ha provocado que el Hospital Insular de Gran Canaria deba cerrar plantas enteras para dar cobertura a los pacientes Covid-19. En Tenerife, la ocupación de camas de críticos se encuentra en riesgo muy alto, con un porcentaje que supera el 30%. La incidencia es especialmente alta en el Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria que, durante esta última semana, ha tenido que derivar a varios pacientes que requerían una intervención quirúrgica al Hospital Universitario de Canarias (HUC).

Sin patologías y sin vacunar.

Canarias notificó ayer cuatro fallecimientos, todos en Tenerife. De ellos, uno se produjo en un varón de 60 años que no tenía patologías previas, pero que tampoco estaba vacunado contra el coronavirus. Se trata de la segunda persona que fallece en Canarias sin tener antecedentes que pudieran determinar el fallecimiento. El primero fue un hombre de 44 años que tampoco se había vacunado. El resto de personas que perdieron la vida a causa del patógeno (dos mujeres de 89 y 67 años y un varón de 51 años), padecían patologías previas que pudieron agravar su pronóstico.

Se consolida la bajada.

El descenso de la curva epidémica sigue consolidándose en Canarias que ayer, tras sumar 665 casos nuevos, registró su sexto día de descenso frente a la semana previa. Concretamente, los datos notificados en el día de ayer suponen un descenso de 190 positivos con respecto al viernes pasado, cuando se notificaron 855 nuevos contagios. Respecto a los casos acumulados semanales, el Archipiélago registró un 8,9% menos que la semana anterior. El descenso es más pronunciado en la isla de Tenerife, donde tras sumar 330 casos nuevos, desciende un 8,8% la curva epidémica y, por tanto, su incidencia diaria, aunque esta continúe en riesgo muy alto. En Gran Canaria, por su parte, aunque se mantiene en caída, en el día de ayer mostró un ligero retroceso con respecto a la bajada del día anterior, que en todo caso, aún no se ha consolidado.

No más AstraZeneca.

La Consejería de Sanidad anunció ayer que a partir de este fin de semana, las personas de entre 60 y 69 años que no se hayan vacunado podrán hacerlo con alguna de las dos vacunas de ARN mensajero, es decir Pfizer o Moderna. De esta manera se da carpetazo a AstraZeneca, que hasta el momento era la vacuna que se había elegido para vacunar a este grupo etario.

Compartir el artículo

stats