Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crisis del coronavirus | Situación sanitaria en Canarias

La UCI de La Candelaria recibe enfermeros de refuerzo de otras islas

Canarias registra un total de 24 muertes esta última semana, la cifra más alta de la quinta ola y la peor desde mediados del pasado mes de marzo

Una sanitaria del Hospital de La Candelaria prepara su EPI para atender a un paciente Covid-19. | | Andrés Gutiérrez

La situación de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) en el Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria es crítico. Del total de 76 camas con respirador de las que cuenta el centro hospitalario, 55 están ocupadas y 34 por pacientes Covid-19.

De hecho, pese a que el nivel de hospitalizaciones en planta ha bajado drásticamente en la última semana, no ha ocurrido lo mismo con las UCI, cuya ocupación no para de aumentar. De ahí, que durante la semana un total de 10 enfermeras de las unidades de críticos de los hospitales Molina Orosa de Lanzarote y del de Fuerteventura se hayan desplazado a Tenerife para reforzar a los saturados equipos del centro. A día de hoy quedan tres que continúan colaborando en el centro hospitalario, una de Lanzarote y las dos de Fuerteventura.

La edad media de los pacientes en UCI en esta quinta ola es de 46 años, como informa la Consejería de Sanidad. Además, del 70% de los pacientes tiene menos de 49 años y excepto tres pacientes el resto no se ha vacunado. De los tres vacunados, dos no llegaron a estar inmunizados, ya que se contagiaron de Covid-19 antes de que la segunda dosis permitiera la inmunización. En el resto de Canarias hay 469 hospitalizadas en planta y 94 en la unidad de críticos. Las nuevas hospitalizaciones con respecto al día anterior se han producido todas en Gran Canaria, y han sido un total de tres.

La semana negra.

Canarias ha registrado esta última semana 24 muertes en una semana, lo que supone la cifra más alta de la quinta ola. De hecho, no se registraban tantos fallecimientos seguidos 7 días desde mediados de marzo. En el día de ayer se produjo el fallecimiento de cuatro varones: tres en Tenerife de 88, 61 y 56 años, todos con patologías previas, y uno en Gran Canaria de 60 años. Los cuatro permanecían en ingreso hospitalario.

Caída libre de casos.

Desde comienzo de semana, el número de casos nuevos constatados en Canarias ha sido menor que en semanas previas, lo que ha provocado que la curva epidémica empiece a caer. Los datos notificados hoy suponen un descenso de 309 positivos con respecto al sábado pasado, cuando se notificaron 947 nuevos contagios. En los últimos siete días se ha registrado un descenso continuado en el número de casos. El mayor descenso de casos se encuentra en Tenerife que, tras sumar 338 nuevos positivos en el día de ayer, logró reducir en un 20,14% el número de contagios frente a los de la semana anterior. Gran Canaria también está mostrando una tendencia al descenso de casos, aunque con un retroceso menor, que el que está viviendo su isla homóloga. Gran Canaria, que sumó ayer 268 casos nuevos, redujo un 11,5% sus positivos semanales con respecto a la semana anteriores. Este porcentaje se sitúa en el 17% si se habla de toda Canarias.

Problemas de rastreo.

Tenerife aún sigue teniendo un importante problema con el rastreo de sus casos, logrando identificar menos de ellos con un brote concreto. El porcentaje de trazabilidad en la isla se encuentra en un 37,22%, una de las cifras más bajas de la isla en toda la pandemia y a día de hoy, la peor de toda Canarias, donde la media se sitúa en un 52%.

Menos positividad.

Que los contagios están empezando a descender también se puede comprobar en la curva de positividad, que en estos últimos días ha bajado del casi 12% al 10,6%. El mayor descenso es el de Tenerife que llegó a su récord máximo de un 14,1% de positividad de las pruebas diagnósticas el pasado 31 de julio. En Gran Canaria, donde la positividad supera el 11%, esta cifra se ha mantenido y no ha notificado grandes cambios durante la última semana. ’

Compartir el artículo

stats