Nuevo giro en la erupción en La Palma. Este lunes pasadas las 21.00 horas el 112 ha informado de la aparición de una nueva boca eruptiva en Tacande (El Paso), y de que se estaba procediendo a evacuar a la población en la zona. Según la información que ha recibido el comité director del Plan Especial de Protección frente a Riesgo Volcánico de Canarias (Pevolca), la nueva boca del volcán se ha abierto a unos 900 metros de la principal, por lo que se ha pedido a los ciudadanos que se alejen también de ese lugar.

Velocidad del frente de lava

Esta noticia llega después de que la velocidad del frente de lava hubiera dismininuido hasta unos 100-200 metros por hora, haciendo que la capacidad de avance del frente fuera cuatro veces inferior a la registrada durante la tarde-noche de este domingo, primer día de erupción.

De modo que frente a las previsiones de que el magma llegaría al mar en torno a las 20.00 horas, se descartó que esto se produzca en las próximas horas.

Según ha dado a conocer Miguel Ángel Morcuende, director técnico del Pevolca y jefe de servicio de Medio Ambiente y Emergencias del Cabildo de La Palma, la deformación del terreno sigue creciendo y ya es de 20 centímetros. La elevación del terreno con la erupción de Cumbre Vieja supera por tanto a la registrada hace diez años en La Restinga, en El Hierro, que fue de 19 centímetros.

El pasado martes, 14 de septiembre, el Instituto Geográfico Nacional (IGN) en Canarias dio a conocer que el terreno había sufrido una elevación de un centímetro y medio. Y un día más tarde, el pasado miércoles, se había deformado 4,5 centímetros en menos de 24 horas. Ahora se ha llegado a una deformación de 20 centímetros.

La llegada al mar del magma del volcán de La Palma se hace de rogar David Rodríguez

Derrumbe de una vivienda en La Palma y columna eruptiva de Cumbre Vieja (20/09/2021) La Provincia

14

Erupción en La Palma (20/09/2021) EFE

Agua de regadío

La lava sigue bajando a la altura del núcleo de Todoque rellenando espacios y en algunos puntos se desborda pero a una velocidad menor de la prevista. Por ahora las viviendas afectadas son un centenar, aunque solo cuando culmine el proceso volcánico se podrá hacer una evaluación detallada de daños.

El técnico de la Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias, Jorge Parra, ha indicado que lo que preocupa es el agua de regadío, puesto que el avance de la lava ha cortado el canal de un suministro que, ha dicho, es fundamental para la agricultura de la isla.

Los técnicos han asegurado que si la población hace caso a las recomendaciones de las autoridades , no tiene que haber problemas en la seguridad de las personas. 

Por otra parte, El Cabildo palmero y la Guardia Civil han informado del cierre de varias vías en la Isla.