Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Volcán de La Palma

Zapata: “Han sido los 60 días más duros de la historia de La Palma por el volcán”

El presidente insular anuncia que ya se trabaja con los primeros planes de reconstrucción «para dar una respuesta eficaz y rápida»

El volcán sigue liberando energía en el día 60 de erupción

Para ver este vídeo suscríbete a La Provincia - Diario de Las Palmas o inicia sesión si ya eres suscriptor.

El volcán sigue liberando energía en el día 60 de erupción Ramón Pérez

El Cabildo de La Palma pone en marcha la reconstrucción de la isla ante la erupción del volcán. Sobre la mesa están ya los primeros avances del plan, según subrayaron ayer el presidente del Cabildo de La Palma, Mariano Hernández Zapata (PP), y el vicepresidente, Borja Perdomo (PSOE), durante una comparecencia para hacer balance de los dos meses de trabajo desde el inicio de la erupción, un tiempo en el ha destacado, señalaron, la unidad de acción de las distintas administraciones públicas.

Hernández Zapata comenzó su intervención con una frase que resume el drama que se ha vivido en La Palma desde que se inició, el 19 de septiembre, el proceso eruptivo en Cumbre Vieja. Estos son «los 60 días más duros de la historia de La Palma». Este periodo de tiempo deja a 7.000 personas fuera de sus hogares, quienes en muchos casos «han perdido sus viviendas, sus sueños y sus proyectos de vida», enumera el presidente palmero, pero también «una lección de vida, de sacrificio, tenacidad y capacidad de superación», en los que los vecinos del Valle de Aridane en particular, y de toda la Isla en general, están siendo un ejemplo de cómo afrontar una crisis sin precedentes en el Archipiélago.

Sobre el trabajo desarrollado indicó que «ha venido marcado por la unidad de acción de todos», en una emergencia que «supera con creces las posibilidades de ayuntamientos y Cabildo», por lo que considera necesario seguir trabajando conjuntamente con los gobiernos regional y nacional para dar la respuesta que «está esperando la sociedad». Cumpliendo de esa manera el compromiso asumido por las administraciones, y para el que, añadió, será necesario seguir trabajando para «dar la mayor, la mejor y la más eficaz respuesta a todos y cada uno de los sectores en la Isla».

Estos dos meses han sido también «un ejemplo al mundo entero», dijo Zapata, de que desde el Cabildo se está trabajando para buscar «de manera incansable las mejores y más eficientes respuestas para esta tragedia», siendo consciente de que «ante esta situación extraordinaria debemos tomar medidas jamás tomadas hasta este momento». Además, el dirigente del PP asumió que desde el consistorio insular tendrán que ser «más rápido y más eficaces, porque es lo que nos está exigiendo toda la sociedad».

Sobre esas soluciones, Hernández Zapata se refirió a que «ya se trabaja en el proceso de reconstrucción». Ha habido un primer encuentro entre las distintas administraciones y un único reto: cambiar las cosas. En esa reunión se conocieron los avances de los grupos de trabajo sectoriales configurados para desarrollar esta labor, coordinados por la empresa pública Gestur. «Se están poniendo soluciones y alternativas para hoy, sin que haya finalizado aún la erupción». Esas actuaciones ya plantean intervenciones en las zonas libres de lava, añadió.

59

60 días de erupción del volcán de La Palma

Por su parte, el vicepresidente insular, Borja Perdomo, se refirió a que esta es la mayor crisis que ha tenido Canarias en su historia, y que ha dejado 60 días marcados por «la desolación, la destrucción y el sufrimiento de algunos de nuestros vecinos», pero que también ha tenido como positivo las grandes muestras de «solidaridad y compromiso», con La Palma.

En su relato sobre el trabajo realizado en estos dos meses, Perdomo se refirió a que el Cabildo colocó a las personas en el centro de su acción de gobierno insular, acogiendo institucionalmente a todos aquellos que «la lava ha arrebatado su vivienda, su trabajo, su entorno familiar, social y vital».

Sobre el proceso de reconstrucción señaló que, «dada la magnitud de la catástrofe», no va a ser un proceso sencillo. Perdomo indicó que el desafío es «tornar desolación en esperanza y destrucción en oportunidades», para lo que será imprescindible el «inquebrantable compromiso» de las instituciones con los damnificados. Además, en referencia al área de Infraestructuras que también gestiona, aludió a que uno de los principales retos es devolver cuanto antes las comunicaciones por carretera a las zonas que han quedado aisladas. Para ello anunció que se va a ser «ambicioso», mejorando el diseño y trazado de las carreteras existentes antes de la erupción.

Compartir el artículo

stats