Suscríbete La Provincia - Diario de Las Palmas

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vacunación

Primera autorización judicial en Mallorca para vacunar a un menor de 12 años con un progenitor en contra

El padre era partidario de la vacuna, mientras la madre se oponía al cuestionar la eficacia del medicamento

Arranca la vacunación infantil en Baleares en la franja de edad entre 9 y 11 años.

Una juez de Manacor ha dictado la primera sentencia en Mallorca, en la que autoriza a un padre a que vacune contra la covid a su hijo de doce años de edad, a pesar de la oposición de la madre. El menor, a pesar de la corta edad, también quería vacunarse.

La magistrada de primera instancia ha tenido que resolver el conflicto que mantiene esta pareja separada con respecto si era o no necesario inyectar la vacuna al menor. La madre se oponía a ello, alegando que lo autorizaría una vez que dispusiera de la ficha técnica de los medicamentos. Sin embargo, nunca reclamó dicha ficha, por lo que su hijo, no solo no se inyectó del medicamento contra el contagio del coronavirus, sino que tampoco se puso otras vacunas, como por ejemplo la varicela, la triple vírica o la poliomelitis. Por ello, la magistrada califica la posición de la madre de obstaculizar todas las propuestas sanitarias que le plantea su expareja sobre el control médico del menor.

Sobre la vacuna, la madre alegó que había leído el prospecto médico y en él se desaconsejaba el uso en menores de 16 años. No solo no aportó dicha información médica, sino que la jueza ha indagado en la web del Ministerio de Sanidad, donde sí se aconseja la vacunación de los menores a partir de los doce años.

Otro argumento con el que la mujer intentó convencer a la magistrada de la inconveniencia de vacunar al niño era que había buscado por internet, a través de la web “Médicos por la Verdad”, en el que se ofrecía un postulado negacionista de los beneficios de la vacuna. Este argumento también lo rebate la magistrada, basándose en los consejos de las autoridades médicas oficiales, en el que se detallan los estudios científicos en los que se basan la autorización para vacunar a los adolescentes.

También denunciaba la madre, para justificar su oposición, que se trataba de una vacuna experimental. Sin embargo, la magistrada también rechaza esta afirmación y señala que la aprobación por razones de emergencia del medicamentos no significa que se trate de un producto experimental. Al contrario, su autorización no ha sido improvisada, sino después de una “revisión extremadamente rigurosa de que la vacuna ha sido probada en millones de personas bajo los estándares que exigen las agencias sanitarias internacionales”.

La madre alegó también que el niño era muy delgado y que su otro hijo más mayor, de 16 años, había sufrido taquicardias después de inyectarse la vacuna de la covid. Sin embargo, la jueza aclara que esta reacción de taquicardia también la sufrió un año antes de inyectarse este medicamento.

La magistrada de Manacor tuvo la oportunidad de entrevistarse con el niño y éste fue muy claro: quería vacunarse, a pesar de que conocía la oposición de su madre.

Por todas estas razones, la magistrada, por primera vez en Mallorca, autoriza al padre a que vacune a su hijo menor, sin tener en cuenta la oposición de la madre del niño. 

Compartir el artículo

stats