Un estudio de la ULPGC revela que los gatos asilvestrados podrían ser foco de Salmonella

Los investigadores identificaron 19 cepas en colonias investigadas y ponen de manifiesto que el control del estado sanitario de estos animales tiene un impacto directo en la salud pública al reducir los riesgos para la salud y la transmisión de enfermedades zoonóticas

Gatos callejeros.

Gatos callejeros. / channelplus

Efe

Investigadores de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) han demostrado en un estudio que los gastos asilvestrados podrían ser foco de contagio de Salmonella, tras haber identificado 19 cepas en colonias investigadas, ha informado la institución académica en un comunicado.

Investigadores del Departamento de Patología Animal, Producción Animal, Bromatología y Tecnología de los Alimentos y del Instituto Universitario de Sanidad Animal y Seguridad Alimentaria (IUSA) han identificado 19 cepas de la bacteria Salmonella enterica en gatos asilvestrados, clasificadas en cinco serotipos diferentes.

Estas cepas que podrían ser una fuente de riesgo para la propagación de distintos serovares zoonóticos de Salmonella, en concreto S. Nima (el más aislado en gatos asilvestrados y uno de los aislados de mayor incidencia en humanos), S. Bredeney, S. Grancanaria y S. Kottbus.

"Si bien las administraciones públicas controlan la sobrepoblación felina en las ciudades con la puesta en marcha de los programas CER (capturar-esterilizar-retornar), se sabe que el contacto con gatos podría tener relación con brotes en humanos por Salmonella", ha abundado el departamento universitario.

En este sentido, el estudio pone de manifiesto que el control del estado sanitario de estos animales tiene un impacto directo en la salud pública al reducir los riesgos para la salud y la transmisión de enfermedades zoonóticas.

"Con estos datos, se pueden emprender acciones de concienciación, especialmente entre el colectivo de cuidadores de colonias de gatos, para que conozcan el riesgo sanitario asociado al manejo de éstas y puedan adoptar las medidas preventivas pertinentes, de forma que se reduzca la posibilidad de transmisión de enfermedades", agrega la nota.

El trabajo, que ha sido publicado en Comparative Immunology, Microbiology & Infectious Diseases, lleva la firma de Inmaculada Rosario, María Isabel Calcines, Eligia Rodríguez-Ponce, Soraya Déniz, Fernando Real, Santiago Vega, Clara Marín, Daniel Padilla, José L. Martín y Begoña Acosta-Hernández.