El Instituto Universitario de Acuicultura y Ecosistemas Marinos Sostenibles (IU-Ecoaqua) de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC), con la investigadora Gercende Courtois de Viçose como investigadora principal, ha presentado los avances en el estudio de acuicultura multitrófica integrada en tierra en la tercera reunión anual del proyecto europeo AquaVitae, celebrada en Oporto (Portugal). Un encuentro donde la mayoría de los socios de esta iniciativa han compartido y debatido sobre los progresos en los principales resultados de sus respectivas investigaciones sobre el desarrollo de nuevas soluciones robustas y replicables para la producción acuícola de bajo nivel trófico, a través de la optimización de los sistemas y procesos.

El estudio de Acuicultura Multi-Trófica Integrada (AMTI) en tierra liderado por el Grupo de Investigación en Acuicultura (GIA) del IU-Ecoaqua, en el que también participan centros de investigación y empresas del sector provenientes de Francia, Sudáfrica y España, ha enfocado la investigación incluyendo únicamente especies de bajo nivel trófico, tales como el abalón u oreja de mar, el pepino de mar o las macroalgas, entre otras.

Para ello, han desarrollado metodologías experimentales comunes para poder facilitar el intercambio y la transferencia de conocimiento entre las diferentes regiones en las que desarrollan los casos de estudio. Los resultados presentados por el IU-Ecoaqua en esta fase de la investigación, se concentraron en el desarrollo de la producción de pepinos de mar de forma conjunta con la producción de abalón, y en la integración de varias macroalgas en la alimentación del abalón para incrementar la sostenibilidad de las dietas de estos invertebrados. «El abalón se puede cultivar junto a otras especies, tanto en alta mar como en tanques de tierra, por lo que el coste de infraestructuras en empresas acuícolas podría reducirse bastant», apunta Courtois de Viçose, y puntualiza: «algo que puede favorecer altamente su producción».