Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Universidad

La ULPGC integra a la empresa en el punto de partida de la investigación

El Vicerrectorado que dirige Marisol Izquierdo implanta acciones de «innovación abierta» para elevar la presencia y el impacto de la Universidad en la sociedad

La vicerrectora de Investigación y Transferencia, Marisol Izquierdo en la sede institucional de la ULPGC. | JOSÉ CARLOS GUERRA

Fortalecer la cadena de valor del conocimiento para apoyar e incentivar la creación de empresas, y de puestos de trabajo vinculados a un mayor número de actividades innovadoras. Este es uno de los principales objetivos del Vicerrectorado de Investigación y Transferencia de la ULPGC que dirige Marisol Izquierdo, en su apuesta por contribuir al cambio en Canarias hacia una economía basada en el conocimiento. Para ello, han puesto en marcha, en el marco del Plan Integral de Investigación y Transferencia, una batería de acciones de innovación abierta dirigidas a elevar la presencia e impacto de la Universidad en la sociedad, integrando al sector empresarial en el punto de partida de la investigación. «La innovación abierta consiste en que el sector empresarial esté presente desde el inicio de los proyectos. Muchas veces el propio empresario viene con una serie de necesidades que nosotros tratamos de resolver, pero en esa definición de objetivos, para poder desarrollar la tecnología es necesario que esté la empresa desde el principio», afirma Marisol Izquierdo.

Ponen en marcha un concurso de ideas de negocio innovadoras dirigido a los doctorandos

decoration

Para impulsar la colaboración con el sector empresarial, el Plan Integral de Investigación y Transferencia de la ULPGC contempla nueve acciones específicas, tres de ellas dirigidas a fortalecer la Oficina de Transferencia de Resultados de Investigación (OTRI), cuya gestión económica se encarga a la Fundación Parque Científico Tecnológico. También se ha reforzado este servicio con más personal especializado.

Otro ejemplo del compromiso con el sector empresarial del Vicerrectorado de Investigación y Transferencia es el nombramiento como director de Innovación y Transferencia del profesor Sebastián López Suárez, investigador de reconocido prestigio y con amplia experiencia en este campo. Asimismo, se ha realizado un esfuerzo para mejorar la oferta de los servicios de la Universidad, tanto de asesoramiento específico al sector empresarial, como de análisis en muchas áreas diferentes.

«Teniendo en cuenta que el compromiso con la sociedad canaria está en el ADN de la ULPGC por sus propios orígenes, nuestra intención es tratar de diversificar el tejido productivo, haciendo que puedan crearse a la vez puestos de trabajo en áreas muy diferentes, desarrollar nuevas áreas económicas, nuevos nichos de mercado. Para hacer esto, por una parte, desarrollamos tecnología que tratamos de transferir a la empresa, por otra, escuchamos a la empresa que nos venga con sus problemas para tratar de resolverlos, y finalmente, lo más importante siempre, es conocernos mutuamente».

Este año se han creado dos spin-off de base tecnológica y hay otras dos a punto de nacer

decoration

Para facilitar ese conocimiento mutuo, se trabaja en la organización de jornadas de innovación abierta y encuentros con el sector empresarial; y se ha renovado completamente la web de la OTRI para permitir a los empresarios acceder, de una forma ágil y fácil, a la cartera de servicios y a la oferta tecnológica de la ULPGC, agrupadas por áreas de conocimiento –inteligencia artificial, analítica de datos, pacto verde, economía azul, turismo...–, presentando aquellos productos fruto de la investigación que están preparados para ser transferidos. «La web es una especie de ventana para que el empresario pueda escoger qué tipo de transferencia o de tecnología le interesa», indicó.

En este ámbito también se dirigen esfuerzos a servir como puente entre la investigación y el tejido económico, a través de la organización de visitas a las empresas y a los propios institutos y grupos de investigación de la ULPGC que tengan posibilidades de trabajar con el sector empresarial.

Otra medida puesta en marcha para facilitar la innovación abierta es la simplificación de los protocolos de colaboración con las empresas, con modelos de convenios y contratos que permiten agilizar las alianzas.

La nueva web de la OTRI facilita el acceso a la oferta tecnológica de la Universidad

decoration

Doctorados industriales

Otro de los puntos fuertes de esta estrategia es la de impulsar la incorporación a las empresas de titulados de la ULPGC y de investigadores y, en este sentido, se trabaja en la firma de convenios de colaboración para la realización de doctorados industriales. «Formamos a gente muy buena y capacitada, a nivel de doctorado, que necesitan integrarse en la empresa y esa propia integración es una forma de transferencia de todo ese conocimiento que han adquirido a través de la formación. Para ello, hemos elevado de forma considerable la oferta de doctorados industriales y hacemos convenios específicos mucho más rápido con el sector industrial, de manera que nuestros alumnos de doctorado, desarrollan parte o toda su investigación, en la propia empresa», anunció Marisol Izquierdo.

Un plato fuerte del plan de investigación y transferencia es también la generación de empresas, principalmente de base tecnológica. «Con el conocimiento generado en la ULPGC a través de tesis doctorales, proyectos de investigación, etc., poder aplicar todos esos resultados y hacer posible que se transformen en ideas de negocio». Para ello, una de las primeras acciones que se han puesto en marcha es un concurso de ideas dirigido a los investigadores que están terminando su doctorado. «Vamos a premiar a aquellos que tengan unas ideas con posibilidades de transformarse en una empresa. El siguiente paso será hacer una selección previa de estos equipos y captar a los mejores para que monten la empresa, asesorarles y acompañarle en ese reto durante los primeros años».

Han simplificado los modelos de contrato y de convenios para agilizar las alianzas con los empresarios

decoration

De momento, ya se han creado las dos primeras empresas spin-off de base tecnológica –una en biotecnología y otra relacionada con la economía circular para la fabricación de nuevos materiales–, y hay otras dos a punto de nacer.

Todos estos retos tienen como denominador común el objetivo de contribuir «al enriquecimiento de la estructura productiva y del tejido empresarial, potenciando una economía digital, circular, verde –respetuosa con el planeta–, azul –aprovechamiento de los recursos marinos de manera sostenible– y naranja –basada en la innovación–, y afrontando el problema creciente de la desigualdad social y económica», destacó la vicerrectora de Investigación y Transferencia de la ULPGC. Objetivos para los que cuentan con la colaboración del Consejo Social de la ULPGC, el Cabildo de Gran Canaria, y la Agencia Canaria de Investigación, Innovación y Sociedad de la Información (Aciisi).

Más de 350 convenios de colaboración en un año


La ULPGC se encuentra entre las universidades con mayor impacto social a nivel mundial, según el ranking internacional Scimago. También ha mejorado un 15% a nivel internacional en innovación, determinada por su impacto tecnológico, sus patentes y la generación de conocimiento innovador. Han colaborado con más de 220 empresas y solo en el último año han firmado más de 350 convenios de colaboración, algunos de ellos por valor superior al millón de euros y habiendo duplicado la financiación por convenios con respecto a los años anteriores. «Esta capacidad de transferencia de la ULPGC se nutre de la alta calidad de su investigación. Y es que el conocimiento es a la vez el recurso y el producto principal de la economía actual», indicó la vicerrectora de Investigación y Transferencia, Marisol Izquierdo. La ULPGC tiene reconocidos en este momento 916 investigadores, agrupados en 118 grupos científicos, 11 institutos universitarios, tres centros de innovación y un Parque Científico Tecnológico que los acoge junto con 130 empresas de base tecnológica. | M. J. H.

Compartir el artículo

stats