Jorge Rey confirma la "alerta amarilla" y el verano de bajas temperaturas: "Agua por San Marcelino"

Llega la Niña a España

Manuel Riu

 Todo el Principado, desde la cordillera hasta el litoral, se encuentra hoy en alerta amarilla (riesgo para ciertas actividades) ante la previsión de lluvias que pueden dejar hasta 15 litros por metro cuadrado en una hora, según la Agencia Estatal de Meteorología.

La franja occidental peninsular está en alerta amarilla por lluvia de hasta 20 litros y tormentas, con cinco comunidades afectadas además de Aragón, mientras que Andalucía activará avisos por viento y mala mar, y Baleares, por la tarde, lo hará por rissagas en Menorca, con oscilaciones del nivel del mar de 1 metro.

El resto de comunidades, todas ellas en alerta amarilla (riesgo para ciertas actividades), salvo Baleares, en naranja con riesgo importante, son: Galicia, Asturias, Cantabria, Castilla y León y Extremadura, según las previsiones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), en su página web.

La zona centro de Huesca (Aragón) y Pirineos están en alerta por tormentas con probabilidad de granizo y las precipitaciones serán de hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora.

En el caso de Asturias, las lluvias acumularán en una hora 15 litros por metro cuadrado; asimismo, la zona de Liébana en Cantabria, y en Galicia además, las provincias de Lugo y Ourense, en Valdeorras y en la Montaña.

La provincia andaluza de Huelva recogerá por lluvias esas mismas cantidades en zonas como Andévalo, Condado y Aracena, y también Sevilla, al igual que las provincias extremeñas de Cáceres y Badajoz.

Se acumularán también 15 litros por metro cuadrado en una hora en zonas de Castilla y León como Burgos, León (Bierzo) y Zamora (Sanabria), y habrá tormentas fuertes en buena parte de la región.

Por otra parte, el extremo oriental de Andalucía activará la alerta por viento, en concreto Almería en donde se esperan rachas de hasta 70 kilómetros por hora.

A partir del mediodía se activará la alerta allí también por fenómenos costeros, por viento del oeste y suroeste de 50 a 60 km/h (fuerza 7) y olas de 3 metros.

La alerta de Jorge Rey

El joven burgalés aficionado a la meteorología Jorge Rey también ha confrimado estas borrascas y lo ha hecho a través de un refranero popular, "Agua por San Marcelino, buena para el pan y mejor para el vino".

En un vídeo publicado en su canal de Youtube en el que se atreve a pronosticar cómo será el verano e incluso el invierno, el burgalés indica que la llegada de la Niña (un fenómeno climático que forma parte de un ciclo natural-global del clima conocido como El Niño-Oscilación del Sur. Este ciclo global tiene dos extremos: una fase cálida conocida como El Niño y una fase fría, precisamente conocida como La Niña), va a traer más humedad a la Península, por lo que no se espera un verano con temperaturas tan extremas como las que se vivieron el año pasado. Un cambio de clima que también tendrá su repercusión en invierno, pues se espera que se más frío durante más tiempo a diferencia de lo que ocurrión en el invierno de finales del 2023 y prinicpios del 2024.