Un hombre de 36 años ha sido detenido por matar y descuartizar a una joven de 29 años. El hombre la descuartizó y arrojó el torso y la cabeza en el campo. El hombre, pareja de la víctima, fue a denunciar que su pareja había salido de casa para hacerse unas pruebas médicas y no había regresado.

El hombre aseguraba que la habían secuestrado y que había recibido un mensaje de WhatsApp y le pedían 100.000 dólares para liberarla. Los investigadores rastrearon los teléfonos de ambos y vieron que ambos se encontraban en el mismo lugar.

Los agentes comenzaron a indagar y el hombre confesó que la había asesinado. El detenido sostuvo que el jueves a la noche, después de cenar, había discutido con su mujer por una "infidelidad" y la mató a puñaladas con un cuchillo en la misma vivienda donde la pareja convivía con sus hijos en Moreno, Argentina.

El hombre decidió deshacerse del cuerpo, para ello, la descuartizó y la desmembró, y arrojó la cabeza y el torso en el campo. Otras partes del cuerpo las escondió en un pozo. El hombre ha sido detenido y se encuentra en prisión a espera del juicio, según explica Clarín.

El timo del sicario: mandaban amenazas con cuerpos descuartizados a clientes de prostitutas

La Guardia Civil ha desarticulado un grupo criminal dedicado a extorsionar y amenazar a personas que habían solicitado previamente los servicios de prostitutas a través de internet. En esta operación se han detenido a 22 personas y 18 han sido investigadas.