Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Telde

Detenido en Jinámar por violar a sus dos sobrinas durante más de 10 años

El arrestado amenazó a una de las menores con dejarla embarazada si decía algo | Una psicóloga advirtió a la madre de una situación anormal en la pequeña

La Policía Nacional procedió recientemente a la detención de un vecino de la zona de Jinámar La Provincia

La Policía Nacional procedió recientemente a la detención de un vecino de la zona de Jinámar, de 33 años de edad, por presuntamente violar a sus dos sobrinas, que actualmente tienen 18 y 8 años, durante más de una década aprovechando que su madre las dejaba en la casa de los abuelos cuando tenía que ir a trabajar. Una psicóloga advirtió a la progenitora de una situación anormal con la más pequeña, quien estaba empezando a perder el pelo por los abusos sexuales que estaba sufriendo. El juez puso en libertad al arrestado, aunque con la prohibición de acercarse a sus familiares ya que también agredió a sus padres.

El arresto se produjo el pasado 10 de septiembre después de que la madre de las dos víctimas denunciara lo ocurrido ante el cuerpo de seguridad estatal. Una psicóloga la advirtió de que de que algo raro estaba pasando con la más pequeña, quién presentaba un cuadro de ansiedad, con pérdida de pelo incluido, y que no dormía. La profesional le señaló que podía estar relacionado con un caso de abuso sexual.

Fue la hermana mayor, que ya es adulta, la que reconoció lo que había ocurrido. Esta indicó que el hermano de su madre, quien tiene una minusvalía psíquica y otra física, había abusado sexualmente de ella desde que tenía 5 años, con tocamientos y también penetraciones. Se aprovechaba de que las niñas se quedaban con sus abuelos mientras la madre trabajaba para violarlas. Además, señaló que el presunto pederasta, que era consciente de lo que estaba haciendo, la amenazó con que si decía algo las iba a matar –a ella, a su hermana y a su madre- o a dejar embarazada.

Abusaba de las niñas cuando se quedaban en casa de sus abuelos mientras la madre trabajaba

decoration

Una vez presentada la denuncia, los agentes de la Unidad de Atención a la Familia y Mujer de la Comisaría de Telde se hicieron cargo de la investigación. Estos procedieron el 10 de septiembre a la detención del presunto pederasta por un delito de abusos sexuales a menores y otro de violencia de género en el ámbito familiar puesto que sus padres aseguraron que les había golpeado en momentos de crisis. No obstante, las fuentes consultadas señalaron que el arrestado presenta un comportamiento agresivo para con sus familiares.

Una vez puesto a disposición judicial en los juzgados de Telde, la autoridad decretó su puesta libertad, aunque con una orden de alejamiento de sus familiares.

La psicóloga clínica Sabrina Sánchez explicó que estos comportamientos de abusos sexuales a familiares se mantienen en el tiempo por varios factores, entre ellos se encuentra la cercanía. “Son personas más accesibles”, apunta la profesional, quien añade otros condicionantes: “Hay un pacto del silencio, en casos con amenazas a los niños», como ocurre en este caso, para evitar ser delatados. Asimismo, señala que «en este tipo de abusos intrafamiliares no suele haber físicas visibles de violencia, porque se suele abusar de la relación de confianza que el menor tiene con el victimario». La situación de abuso se mantiene mediante un «pacto de silencio» en el que los niños se ven obligados a ocultarlo al resto de la familia, bajo amenazas, como ocurrió en este caso.

Sobre el trastorno de pedofilia, la atracción sexual hacia niños menores de 13 años de edad, Sánchez indicó que si bien no tiene constancia de estudios sobre por qué se producen, “sí hay factores que pueden ayudar a entender por qué hay personas que abusan sexualmente de menores”. “Uno de los más típicos”, añade, “es que el 25% de los niños que son abusados abusan luego, hay una transmisión intergeneracional”.

Compartir el artículo

stats