Tres hombres de 46, 28 y 25 años fueron detenidos en la tarde de ayer en el interior de un hotel del parque de Santa Catalina de Las Palmas de Gran Canaria por presuntamente drogas y violar a una joven de 21 años, quien salió de la habitación semidesnuda para pedir ayuda a los empleados del establecimiento alojativo. La víctima, vecina de la zona del Puerto, asegura que no recuerda nada de lo ocurrido y los tres acusados, trabajadores extranjeros que se encontraban desnudos en sus respectivas habitaciones cuando fueron arrestados, que las relaciones sexuales fueron consentidas.

La cronología de lo ocurrido se sitúa en la mañana del pasado jueves, sobre las 10.30 horas aproximadamente, en la zona de Las Canteras cuando los tres hombres, dos de nacionalidad alemana y uno de origen italiano, entablaron una conversación con la afectada, a la que invitaron a tomar una copa, a lo que ella en un primer momento se negó. Las fuentes consultadas señalaron que los trabajadores, que se encuentran de manera temporal en la capital grancanaria, insistieron en que eso era de mala educación y, ante la insistencia, la joven accedió a tomar algo.

Los tres arrestados y la afectada se habían conocido la noche anterior en Las Canteras

A partir de ahí, la víctima afirmó que no recuerda nada. Las cámaras de seguridad del hotel recogieron cómo las cuatro personas acceden al interior del establecimiento. Todos acudieron a una misma habitación, donde presuntamente tuvo lugar la violación de la chica. Esta no se acordaba de nada de lo sucedido hasta que, sobre las 13.30 horas del pasado jueves, apareció en recepción del establecimiento saliendo del ascensor semidesnuda y vomitando. La joven solicitó ayuda a los empleados porque, indicó, había sido drogada y después violada por tres clientes.

Los empleados de inmediato dieron aviso a la Policía Nacional, que se personó en el lugar. Tras entrevistarse primero con la víctima, quien se encontraba visiblemente nerviosa por lo sucedido, accedieron a las plantas superiores donde encontraron a los tres hombres, cada uno en su respectiva habitación, aún desnudos. Los tres, dos alemanes de 46 y 25 años y un italiano de 28, fueron detenidos y trasladados a la comisaría como presuntos autores de un delito de agresión sexual, como confirmó en la tarde de ayer la Jefatura Superior de Policía de Canarias. Otras fuentes precisaron que los arrestados declararon que las relaciones fueron consentidas.

La víctima tuvo que ser atendida por sanitarios del Servicio de Urgencias Canario (SUC), que procedieron a trasladarla hasta un hospital de la capital grancanaria para que fuera atendida. 

La Policía Nacional trata de determinar si los tres hombres utilizaron algún tipo de sustancia química para reducir la voluntad de la joven y así aprovecharse para violarla. Uno de los problemas a los que se enfrentan es la rapidez con que este tipo de droga desaparece del organismo de las personas.