Un joven de Mácher (Tías) forzó presuntamente la puerta cristalera de una vivienda vacacional en Órzola y entró al piso. Los hechos ocurrieron durante la mañana del pasado martes, cuando el hombre de 22 años entró en este apartamento turístico, usó las toallas y el agua que estaban preparadas para unos clientes y se tumbó en el sofá de la casa mientras fumaba un "porro".

Los dueños de la propiedad se percataron de lo que ocurría, cuando la propietaria llegó a la casa sobre las 13 horas y vio que había alguien dentro. Ella tenía la llave preparada para entregarla a los turistas, cuando se dio cuenta de que ya había alguien dentro de la casa.

Más información en La Voz de Lanzarote