La familia de Jay Slater cree que terceras personas estuvieron involucradas en su desaparición

"¿Por qué alquilarían una villa aquí? Están en la zona de fiesta y en Los Cristianos y Las Américas hay millones de apartamentos y hoteles", afirma el tío del desaparecido 

Búsqueda por tierra y aire de Jay Slater

La Provincia

La familia de Jay Slater, el británico desaparecido, ha revelado los peores temores sobre la posible implicación de terceras personas tras casi tres semanas sin conocer el paradero del joven de 19 años de edad. El tío de Jay, Glen Duncan, dijo a The Sun en Tenerife que ahora está convencido de que otras personas estuvieron involucradas en la desaparición de su sobrino.

La amiga del joven, Lucy Law, afirma que él la llamó poco antes de las 9.00 del pasado 17 de junio, diciéndole que estaba "perdido en medio de la nada", desesperado por una bebida y con solo un uno por ciento de batería en su teléfono móvil. Glen desveló a The Daily Mail que "he estado pensando en la participación de terceros desde el principio. Hay algunas cosas que ya se han mencionado".

En una afirmación sorprendente, expresó su desconcierto por la decisión de la policía de descartar a los dos hombres con quienes Jay pasó la noche en un Airbnb antes de desaparecer. La policía ya ha hablado con ambos hombres y los ha dejado regresar al Reino Unido, considerándolos "irrelevantes" para la investigación. Sin embargo, nuevas pistas ha hecho que la policía vuelva a interrogarlos.

Supuestos implicados

Uno de los hombres, Ayub Qassim, insiste en que no tiene nada que ocultar, mientras que el segundo, conocido solo como 'Jonny Vegas', no se ha presentado. Condujeron a Jay hasta el remoto apartamento en el pueblo de Masca después de conocerlo en un festival de música. Glen ahora cree que los hombres, incluido el traficante de drogas convicto, de 31 años, podrían ayudar a encontrar al adolescente desaparecido.

Ayub Qassim, uno de los hombres con los que Jay pasó la noche

Ayub Qassim, uno de los hombres con los que Jay pasó la noche / La Provincia

El tío se unió al padre del joven, Warren, y su hermano Zak junto a otros siete voluntarios el pasado fin de semana para seguir sus últimos pasos. "Pasaron horas bajo el implacable calor recorriendo el terreno montañoso con la esperanza de encontrar una pista", cuenta el citado medio británico.

Glen se preguntó "¿por qué dos chicos alquilarían una villa aquí? Están en la zona de fiesta, ya sabes cómo es allí abajo. Hay millones de apartamentos y hoteles en Los Cristianos y Las Américas" y añadió que "esta zona es muy traicionera. Mírame, no soy un escalador, no soy un excursionista. Es tan fácil perderse allí. Hubo un momento en el que ni siquiera buscaba a mi sobrino, solo intentaba encontrar mi propio camino de vuelta", contó a The Telegraph.

El exdetective Mark Williams-Thomas, quien voló a Tenerife para ayudar, dijo que cree que el joven británico estaba "asustado" cuando salió del Airbnb la mañana en que desapareció. Qassim regresó a su hogar en Barking, al este de Londres, solo unos días después de que Jay desapareciera, pero insiste en que no tuvo parte en su desaparición.

Imagen de Jay en la rave

Imagen de Jay en la rave / La Provincia

Inquietudes

El tío de Jay expresó su frustración que "no sé qué está tomando en serio la policía. No sé si están siguiendo todas las pistas. Me siento como si quisiera marchar hasta allí yo mismo y entrar en la comisaría. ¿Qué están haciendo ahora, la policía, no están buscando con el helicóptero, verdad? ¿Están haciendo investigaciones puerta a puerta o mirando imágenes de CCTV? ¿Quién sabe qué está haciendo la policía aquí? No están realmente en contacto, todo es un poco confuso. No dicen nada", se sincera.

Muy cercano a su sobrino, lo describió como "un gran joven con un enorme círculo de amigos que amaba los buenos momentos". La familia y los amigos han prometido continuar buscando en el parque Rural de Teno con la esperanza de encontrarlo.

Comparación con Madeleine McCann

Glen también hizo una emotiva comparación con la desaparición nunca resuelta de Madeleine McCann. "No ha sido encontrado, así que tienes que aferrarte. Estoy seguro de que los padres todavía se aferran a esa esperanza, que ella está en algún lugar del otro lado del mundo 20 años después. Nunca ha sido encontrada y no hay pruebas de lo que sea que le haya sucedido", reveló.

El padre y la madre de Jay Slater

El padre y la madre de Jay Slater / La Provincia

El devastado tío prometió que "seguimos manteniendo la esperanza, tenemos que hacerlo porque no sabemos. Es una tortura cada día. Ha llegado a un punto en el que la tristeza se ha ido y solo queda la ira."