La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Las Palmas ha condenado a diez años de prisión a un hombre por un delito de abuso sexual a menor de 16 años en los baños del Centro Comercial Atlántico de Vecindario (Gran Canaria).

La Sala ha considerado probado que los hechos, ocurridos en 2019 cuando el joven tenía 15 años, tuvieron lugar en la tarde del 11 de marzo cuando el chico entró en el baño de varones y se dirigió a uno de los boxes individuales.

El adolescente vio que el acusado, de entonces 34 años, le hacía señas con la cabeza solicitándole pasar al lugar box en el que estaba, a lo que éste accedió.

Una vez dentro mantuvieron relaciones sexuales sin preservativo a pesar de que el hombre era portador del VIH, circunstancia que no le comunicó al menor. Cuando terminaron, el adulto le pidió el número del teléfono al chico, a lo que éste se negó, por lo que el acusado se fue del lugar.

Por su parte, la defensa había solicitado la libre absolución del hombre, privado de libertad desde el 30 de marzo de 2019, por desconocer que se tratara de un chico menor de 16 años de edad o, subsidiariamente, que se considerara un error vencible y se le condenara a una pena de dos años. Finalmente, la Sala le ha impuesto diez años de prisión.