Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El matriarcado resucita en Tara

Trece mujeres forman la directiva de la asociación Nuestra Señora de Candelaria desde hace un año

Integrantes de la junta directiva de la asociación de vecinos Nuestra Señora de Candelaria, de Tara. LA PROVINCIA / DLP

Las mujeres al poder en Tara. El barrio que tiene como símbolo el Ídolo de Tara, una pequeña figura de terracota que representa el culto a la fertilidad de los aborígenes, es también singular porque la asociación de vecinos Nuestra Señora de Candelaria está compuesta íntegramente por mujeres, la única de estas característica en Telde. Al principio fueron 15 las que se embarcaron en la tarea de sacar adelante este núcleo residencial, "pero dos de ellas tuvieron que dejar la directiva por motivos laborales", indica Delia, una de las vocales.

Mujeres, la mayoría nacidas en Tara o que llevan varias décadas de residentes en este emplazamiento troglodita -sus casas cueva son otro de sus atractivos- decidieron hace algo menos de un año tomar las riendas del movimiento vecinal, ya que empezaba a decaer. Se pusieron manos a la obra y como un ejemplo más de los tiempos en los que vivimos, la formación de la nueva junta directiva se hizo a base de mensajes de wasap.

"Estaba en la plaza en uno de los días de la fiesta y me puse a enviar mensajes a otras vecinas también preocupadas por el abandono que estaba sufriendo el barrio y luego acordamos presentarnos para gestionar la asociación y aquí estamos, un año después", recuerda esta vocal en plena preparación del inicio de los festejos en honor a Nuestra de Candelaria, patrona de Tara. No se le ocurrió en ese momento, asegura, llamar a ningún hombre para que participara en la nueva junta directiva.

Una vez iniciada la maquinaria, 15 fueron las mujeres que se apuntaron a la labor de mejorar la imagen del barrio y devolver el pulso a su lugar de residencia. Aunque dos de ellas, por motivo profesionales no pudieron compaginar trabajo, familia y asociación y debieron desistir de proseguir con la labor junto a sus compañeras.

Las 13 componentes de la asociación vecinal son: Magnolia Santana, presidenta; Dunia Macías, tesorera; Ita Calderín, secretaria y las vocales Rosa María Perdomo, Mabel Perdomo, Clara Calderín, Delia Hernández, Loli Cabrera, Carolina Cabrera, Rosi Cabrera, Finula, una irlandesa residente en Tara, Yanira Santana y Carmen Delia Santana. Sus edades oscilan entre los 30 y los 58 de la mayor de ellas, todas casadas y madres y que sacan tiempo de donde pueden para tener su barrio en las mejores condiciones para su bienestar.

Un año después, el balance que hacen es satisfactorio. "Empezamos con la limpieza de las laderas, de las calles por nuestra cuenta, pero también tenemos que reconocer y agradecer la ayuda que hemos recibido de varias concejalías del Ayuntamiento de Telde", recalca Delia, quien en nombre de la directiva de la asociación Nuestra Señora de Candelaria valora el compromiso con el barrio de Participación Ciudadana, Limpieza Viaria y Recogida de Residuos, Festejos, entre otras, que han ayudado a recuperar la sonrisa y el ánimo de los habitantes de Tara.

El reto de la directiva es lograr que los mayores, una cifra importante de los residentes del barrio, tengan mejores servicios y calidad de vida y para ello se han propuesto mantener Tara al hilo, sino también programar actividades que les permitan tener una vida social más amena y participativa. Tampoco se olvidan de los más pequeños, para los que proyectan también espacios de ocio, iniciativas que se pueden observar en el facebook nuestraseñoradecandelaria.

Ahora se encuentran con la preparación de las fiestas, cuyos actos populares se inician este viernes, a las 21.00 horas, con el pregón a cargo de Francisco Dávila, hijo del barrio y empresario. Después se ofrecerá un enyesque y música ambiental en el local social.

Compartir el artículo

stats