Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Navidad 2021

La carta a los Reyes Magos de una niña de Telde: «¡Que se vaya el bicho!»

La teldense Raquel pide a Sus Majestades que se acabe la crisis sanitaria - Los niños más pequeños no echan en falta la gran gabalgata porque no la recuerdan

Los Reyes Magos visitan Melenara (05/01/2022)

Los Reyes Magos visitan Melenara (05/01/2022) La Provincia

Para ver este vídeo suscríbete a La Provincia - Diario de Las Palmas o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Los Reyes Magos visitan Melenara (05/01/2022) R. Torres

Raquel abrirá este jueves sus regalos y es más que probable que se encuentre entre ellos unos juegos para su Nintendo Switch, según cuenta el paje real particular que ella tiene en casa sin saberlo, porque fue una de las peticiones que escribió en su carta para ver si los Reyes Magos se lo traen. Pero en esa misiva esta niña de siete años hizo a Sus Majestades un ruego más que acertado para los tiempos que corren: que termine la pandemia. «Les he pedido que se vaya ya el bicho», contó este miércoles mientras esperaba con su padre para ver pasar a Melchor, Gaspar y Baltasar por el barrio de Melenara, en el municipio de Telde.

8

Los Reyes Magos recorren Melenara y Ojos de Garza La Provincia

Con una mascarilla de colores perfectamente colocada, la niña aseguró que durante el último año se ha portado bien y por eso confía en que los magos de Oriente atiendan sus peticiones. Su carta solo tenía escritas tres cosas, pero los nervios por la llegada de los reyes hicieron que le fallase la memoria, para desesperación de su padre, José. «Ya me está acojonando», comentó con humor.

Como otros tantos niños, Raquel salió a la calle junto a otras amigas para disfrutar del recorrido que los Reyes Magos hicieron por los distintos barrios del municipio. Prácticamente desde las 10.00 de la mañana ya estaba con su padre en la calle Américo Vespucio de Melenara a la espera de escuchar las sirenas que anunciaban la llegada de la comitiva real. Y al escucharlas su cara se transformó en una amplia sonrisa detrás de la mascarilla.

Los hermanos Gustavo y Gloria hacen cada año la ruta de los belenes con sus hijos para iniciar la Navidad

decoration

Los Reyes Magos recorrieron los barrios de la zona baja del municipio, desde Marpequeña hasta Melenara, Tufia, Ojos de Garza, El Goro y El Calero, entre otros, después de pasar el martes por zonas como Las Medianías, Lomo Cementerio, Lomo Bristol, Lomo Magullo, El Palmital o Jinámar. Melchor, Gaspar y Baltasar realizaron el recorrido a bordo de tres coches antiguos y la comitiva real se completó con la presencia de tres vehículos cargados de personajes de series de televisión y películas infantiles. La ruta por los distintos barrios de la localidad fue amplia, como consecuencia de la geografía local, y en algunos puntos, como en Ojos de Garza, las familias más madrugadoras llegaron a las 10.00 horas de la mañana y tuvieron que esperar hasta dos horas y media para ver pasar a la comitiva real, ya que no se habían anunciado horarios aproximados para cada barrio al objeto de evitar aglomeraciones.

Junto a Raquel estaban Inés y Miriam, dos hermanas de 6 y 8 años que piden a los Reyes Magos un bebé reborn la primera y dos juegos de mesa y otro bebé reborn la segunda. «Piden este tipo de bebés a los Reyes Magos porque saben que son caros y para que nosotros no tengamos que desembolsar ese dinero», cuenta Gustavo, padre de las hermanas, «fíjese la conciencia que tienen».

Comitiva real en el barrio de Ojos de Garza, en Telde. LP/DLP

El progenitor explicó que durante la pandemia las niñas apenas se han percatado de todas las restricciones ni del hecho de que no se celebre una cabalgata como las de la etapa anterior a la pandemia. «Ellas se conforman con lo que hay, no pierden la ilusión y eso hace que también la mantengamos los padres», relató. Por su parte, la hermana de Gustavo, Gloria, señaló que tanto sus sobrinas como su hija Paula, de 8 años, «no tienen tantos recuerdos de las cabalgatas de años anteriores por lo que este recorrido de los Reyes Magos en coche lo asumen con naturalidad».

La pandemia ha provocado que esta familia haya reducido sus salidas navideñas, aunque lo cierto es que las niñas tampoco las piden. Eso sí, han mantenido la visita a la ruta de los belenes, una tradición familiar que para ellos marca el inicio de las fiestas navideñas. «Es mucho más tranquilo y sin aglomeraciones», sostienen.

En esta avenida Américo Vespucio de Melenara también estaban los hermanos Noel y Elba, de 5 y 3 años. Noel pidió en su carta una pistola, un disfraz de Pantera Negra y un saco de boxeo, un deporte que le viene de sangre porque su padre practicaba esta modalidad.

Noel y Elba se quedan cada víspera de reyes en casa de sus abuelos por una tradición familiar de dos décadas

decoration

Estos niños, contó su madre Begoña, viven en el barrio de San Gregorio pero estaban en Melenara para cumplir una tradición familiar que se remonta ya a más de 20 años: la de dormir junto a otros miembros de la familia en casa de los abuelos durante la noche de reyes. Estos niños, cuenta la progenitora, tampoco echan de menos una gran cabalgata porque apenas tienen recuerdo de las anteriores. «A Noel le encantó el recorrido el coche del año pasado y de este año porque no le gustan las multitudes, así se siente más cómodo», expresó Begoña.

Desde Melenara, la comitiva real se desplazó al barrio de Ojos de Garza, donde decenas de niños esperaban ansiosos en la calle Bravo Murillo, la general que atraviesa el pueblo. Allí estaban con sus padres Pablo y Yeidan, de nueve años y amigos del colegio. Ambos esperaban para entregar la carta a Sus Majestades y en ella Pablo pidió un patinete, un peluche de Baby Yoda y otro de The Mandalorian y el equipaje del Real Madrid, mientras que Yeidan espera por ropa y unos zapatos en su versión más formal, pero también por un mando para la Play Station, un juego y una silla gamer. Estos niños y otros tantos vivieron con ilusión el día y la noche más mágica del año, a la espera de ver hoy junto a sus zapatos todos aquellos regalos que desean.

Compartir el artículo

stats