Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Configuración del plantel

La UD acelera su proyecto

Las Palmas renueva a Sergio Araujo, su bandera en el regreso a la Segunda División, por tres temporadas más, hasta el curso 2022-2023

La UD acelera su proyecto

La UD acelera su proyecto

En tiempo y forma. Así quiere llegar la UD Las Palmas al inicio de la temporada que se asoma al final de agosto en su regreso a la Segunda División. Y, por ahora, va en camino de hacerlo. Toda una declaración de intenciones si se mira por el retrovisor y se revisa lo que hizo durante el pasado verano. El último gran paso que ha completado la entidad es atar al hombre sobre el que deposita su bandera: Sergio Ezequiel Araujo. La entidad renovó al delantero argentino, gran protagonista del último asalto a la Primera División en el curso 2014-2015, por tres campañas más, por lo que su vinculación con el equipo amarillo queda fijada durante los próximos cinco cursos, hasta la temporada 2022-2023.

Este es el primer gran golpe de efecto que ha completado la UD Las Palmas en torno a la construcción de su plantilla. Sergio Araujo (Neuquén, Argentina, 1992) ha pasado la última temporada y media de su carrera deportiva en el AEK Atenas. Un destino donde el ariete sudamericano completó un propósito de enmienda. Tras tocar el cielo -como autor de 25 goles en el curso del ascenso- y caer hasta el infierno en Gran Canaria -fue condenado a 9 meses de cárcel y dos años sin carné de conducir por un delito contra la seguridad vial-, Araujo se reencontró consigo mismo en la capital helena.

El legado que deja en el AEK es notable: 23 goles y 11 asistencias en 60 encuentros. Todo redondeado con un título liguero en Grecia, algo que no veía su club de préstamo desde hacía 24 años. Para entender esa resurrección hay que mirar a un hombre clave: Manolo Jiménez, su técnico en Atenas, que llevará el mando de esta UD Las Palmas en Segunda División. "Araujo admitió los errores que tuvo en el pasado. Puedo afirmar que ha hecho un año y medio fantástico, no sólo en cuanto goles, que los ha hecho, sino en cuanto a trabajo para el equipo y honestidad", dijo el entrenador sevillano en su presentación hace casi un mes.

Una oferta mareante

"Recibimos una oferta de 23 millones de euros por Sergio Araujo y la vamos a rechazar. Estamos negociando con el futbolista la ampliación de su contrato. Él quiere seguir y contribuir en que la UD Las Palmas pueda conseguir el objetivo del ascenso", explicó Miguel Ángel Ramírez, presidente de la entidad amarilla, durante la presentación de la campaña de abonados del club grancanario. Dicho y hecho. Con el acuerdo cerrado, horas después el equipo amarillo oficializó la renovación de Sergio Araujo por tres campañas más, hasta el curso 2022-2023, cuando el argentino vaya camino de los 31 años.

Pero el movimiento en las oficinas de la entidad amarilla, aprovechando la estancia de su presidente en la Isla, no quedó solo ahí. Porque la UD Las Palmas también cerró ayer otra renovación, la de su brazalete. David García y el club cerraron un acuerdo que amplía la relación del central de Maspalomas con el equipo amarillo.

Esta será la decimosexta temporada del capitán en el primer equipo de la entidad de Pío XII. Acumula 451 partidos y solo está a dos de igualar la cifra mítica de Germán Dévora Ceballos, presidente de honor de la UD y hombre que más veces a vestido la amarilla con 453 encuentros oficiales. Si todo transcurre con normalidad, David García conseguirá superar a 'el Maestro' en esta campaña.

Ramírez explicó ayer, en la misma sala de prensa, que David García tenía una "oferta invariable" sobre la mesa, y que la decisión de seguir o no estaba solo en la mano del capitán. El central de 36 años -cumplirá 37 en febrero- aceptó las condiciones que le propuso la UD Las Palmas y seguirá en la disciplina amarilla.

Los otros movimientos

Además de estas dos renovaciones, la UD Las Palmas también acordó la ampliación del contrato de Jerónimo Figueroa 'Momo', por una temporada más, al igual que David García. Junto a estas tres renovaciones, la entidad de Pío XII ha oficializado cinco altas en distintas posiciones del campo que le van dando forma a su esqueleto. Por un lado, el primero en aterrizar fue un repatriado: el portero Nauzet Pérez, que llega libre procedente del Apoel Nicosia de Chipre, equipo con el que disputó la Champions League.

Le siguió el central argentino Martín Mantovani, que firmó con el club grancanario por dos años y otro más opcional. Con 34 años en el próximo mes de julio se espera que dé galones a la zaga y veteranía. Para la misma zona del campo, pero para reforzar el costado derecho, la UD se hizo con los servicios de Álvaro Lemos, procedente del Celta de Vigo.

Y en las bandas, el club ha dado dos altas- Por un lado, Fidel Chaves, que llega desde la UD Almería y por el que el club pagó un traspaso -cuyas cifras no se han desvelado de manera oficial-. El onubense firma por tres campañas con los amarillos. Y el otro alta en el extremo llegó desde el Anexo de Gran Canaria. Porque Benito Ramírez obtuvo el premio de un dorsal en el primer equipo amarillo por las próximas tres temporadas.

Con otras dos incorporaciones al caer, como son las de otros dos examarillos, Rubén Castro y Deivid Rodríguez, la UD habrá completado ocho operaciones desde que finalizó la temporada. Un plan estratégico cuyo fin es acabar en Primera División al término de la próxima campaña. Un objetivo difícil en uno de los años donde más lustre acumula la Segunda.

Compartir el artículo

stats