Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

12ª contratación

Galarreta, el artista de la UD

La entidad amarilla abona 500.000 euros por el centrocampista del Barça

6

Llegada de Íñigo Ruiz de Galarreta al Aeropuerto de Gran Canaria

500.000 euros, el precio de la fantasía. Iñigo Ruiz de Galarreta Etxeberria -25 años, 132 duelos en Segunda- es la imaginación en 174 centímetros. La luz en un proyecto imperial. Llega del Barça, el club culé abonó 700.000 euros hace un año al Numancia, para convertirse en el fichaje número 12 de la revolucionaria UD del costalero Manolo Jiménez. Formado en el Athletic Club de Bilbao, debutó de la mano del Loco Bielsa en el Parque de los Príncipes de París ante el PSG con los leones en diciembre de 2011.Tenía 19 años, y hasta 2013, alcanzó la cifra de nueve duelos oficiales de rojiblanco.

La UD se hace con los derechos federativos de este talentoso centrocampista diestro, internacional en las categorías inferiores de la Roja, tras el pago de 500.000 euros por el traspaso, cifra que puede ascender a 700.000 -en relación al cumplimiento de cláusulas y variables-. El Barça se guarda una opción de recompra y tiene un porcentaje de un futuro traspaso del eibarrés.

Sin opciones de éxito en el club bilbaíno, fue cedido por parte del Athletic al Mirandés (11 partidos), Zaragoza (41) y CD Leganés (22). En el bloque pepinero logró el ascenso a la máxima categoría -2016- y coincidió con el delantero grancanario Asdrúbal Padrón, así como con Martín Mantovani.

El CD Numancia se lanzó a por el centrocampista y lo fichó el 16 de julio de 2016. En el conjunto soriano, y a las órdenes de Arrasate, alcanzó su mejor versión (38 partidos, 2 goles) y el Barça sacó la billetera y 700.000 euros por este príncipe del regate. En el filial azulgrana, coincidió con Christian Rivera y Otero, actual secretario técnico de la UD.

El Barça anunció ayer que Galarreta abandonaba la concentración en Torremirona (Girona), a las órdenes de Ernesto Valverde, y ponía rumbo a Gran Canaria. Aterrizó a la medianoche y hoy será presentado a las 12.30 horas -tras superar el pertinente reconocimiento médico, protocolo que se practica con excesivo celo tras el 'caso Emenike'-.

Capacidad de atracción

El genio Galarreta, al que le quedaba un año de vínculo con el Barça, tenía cuatro propuestas de Primera: Leganés, Rayo Vallecano, Huesca y Valladolid. Dépor y Zaragoza, de la categoría de plata, también lo tenían en su agenda de futuribles. Pero el eibarrés solo quería vestir de amarillo y firma hasta junio de 2022.

Con el filial azulgrana alcanzó la cifra de 27 duelos oficiales y no pudo evitar el descenso a la Segunda B -jugó en la medular con Rivera desde el pasado enero-. El interés de la UD se remonta al pasado enero, pero fue a finales de junio cuando se activó la maquinaria.

El 2 de julio, como ya avanzó este medio, la entidad amarilla lo consideró un activo fundamental para el proyecto y cerró el acuerdo. Se ha hecho de rogar, llega en el día número 30 de la pretemporada y cuando restan solo once para el inicio de la competición ante el Reus en el Gran Canaria -domingo, 19 de agosto-.

El relato cronológico de las contrataciones estalló con el meta Nauzet Pérez (7 de junio) y luego llegaron Martín Mantovani (15 de junio), Fidel Chaves (18 de junio), Álvaro Lemos (19 de junio), David Rodríguez 'Deivid' (1 de julio), Juan Cala (7 de julio), Rubén Castro Martín (12 de julio), Raúl Fernández (23 de julio), Rafa Mir (23 de julio), Sacko (30 de julio), Christian Rivera (31 de julio) y Galarreta (7 de agosto). Doce operaciones en apenas dos meses -62 días-. Un fichaje cada cinco días. El verano más frenético de la historia. Todo para saciar el apetito de un devorador de retos como Jiménez, campeón de la Superliga de Grecia y la bandera del proyecto.

Los últimos flecos de la operación se cerraron ayer en Miami, entre el presidente de la UD, Miguel Ángel Ramírez y Juanito Rodríguez, asesor presidencial y ojeador. La exigencias profesionales de Ramírez en Florida han provocado que instale una sede estratégica capital para los intereses de la UD. En Estados Unidos también cerró la operación Christian Rivera, que llegó del Eibar, y mandó a Ipurúa al central Pedro Bigas como moneda de cambio para abaratar los costes. El alta de Rivera, como han definido los protagonistas, es una de las transacciones más complejos de la historia del club grancanario.

Puente aéreo con 'Can Barça'

La compra de Galarreta reactiva el vínculo Barça-UD. El pasado 24 de agosto de 2017, el centrocampista Sergi Samper llegaba a la Isla en calidad de cedido por la entidad que preside Josep Maria Bartomeu. Solo completaría cinco partidos tras caer lesionado de gravedad el 6 de enero de 2018 ante el Eibar.

Pitu, Trashorras, Araujo o Halilovic pasaron de lucir la azulgrana del filial o primer equipo al amarillo. A pesar del incendio del 1-O -el Barça jugó a puerta cerrada ante la UD ante la falta de seguridad por el referéndum-, la entidad isleña abona medio 'kilo' por el poeta. Caviar para Jiménez. Llega el fichaje doce, a las puertas del Carranza, para escenificar la mutación total. Un fantasioso apadrinado por Bielsa.

Compartir el artículo

stats