Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Ahora estoy más a gusto de interior porque tengo más soltura"

"Ahora estoy más a gusto de interior porque tengo más soltura"

¿Se siente uno mejor cuando está en su tierra?

Sí, uno siempre está más a gusto cuando está cerca de su casa y de los suyos. Estos tres o cuatro días me vienen fenomenal.

De momento ha recibido ya varias visitas...

Sí, claro. Ya que estamos cerca, a apenas 25 minutitos de mi casa, vinieron mi padre y mi hermano y hoy -por ayer- han venido mi mujer y mis hijas, que viven conmigo en Las Palmas, pero aprovecharon para venir y ver a la familia. Estamos un ratito juntos y luego seguimos a lo nuestro.

¿Para qué sirve una concentración como esta?

Recién empezada la segunda vuelta y después del partido que ganamos al Osasuna, viene bien para seguir reforzando, mejorando y limando aspectos con el míster. También para hacer convivencia. Tenemos un grupo fenomenal y esto lo que hace es reconfortarlo y hacerlo mejor aún.

Entonces, por lo que entiendo, con el cambio de aires se busca más un factor psicológico.

Sí. Al estar aquí todos juntos, centrados, puedes trabajar más tranquilo y aprovechar más el tiempo. El míster tiene más horas para trabajar lo que él quiera, para las charlas, los vídeos... Tres o cuatro días todos juntos las 24 horas valen para reforzar y encarar la segunda vuelta, que va a ser dura.

¿Cuál es la clave de la reacción que parece haber vivido el equipo tras el empate en Majadahonda y la victoria ante el Osasuna?

Hubo partidos en los que el equipo reaccionó y dio buena imagen y al final no consiguió los tres puntos, como contra el Tenerife. Al final, fue el día del Osasuna cuando se volvió a ganar, recuperamos sensaciones y el equipo mostró su mejor versión. Esa es la línea que debemos mantener ahora durante toda la segunda vuelta.

¿Mantener la portería a cero es la base de todo?

Sí, es lo que debe ser. Este equipo, manteniendo la portería a cero, va a tener muchas opciones de ganar, porque arriba tenemos gente que con pocas ocasiones te hace goles.

¿Eso no es volver a la época de Manolo Jiménez? ¿No era esa la idea primitiva?

Sí, bueno, Jiménez tenía su idea y Paco -Herrera- tiene la suya. Son ideas diferentes creo yo, pero las dos parten de la base de mantener la portería a cero, estar bien ordenados y conceder pocas ocasiones al contrario. Y luego crear juego entre todos. A partir de no encajar goles van a venir los buenos resultados y los triunfos.

Sin embargo, la idea de Herrera cuando llegó no era esa. De hecho, en su primer partido - en Cádiz - sacó de inicio al tridente Araujo, Rubén y Mir, más Tana. Daba la sensación de que su obsesión era el ataque, ¿no es así?

Puede ser. En teoría, con Manolo se achacaba al equipo que no jugaba bien al fútbol, que no tenía la pelota, y cuando llegó Paco, quiso cambiar eso. Quiso que el equipo fuera protagonista, que tuviese el control del partido y así fue en Cádiz. Creo que tuvimos más del 70% de la posesión, pero el resultado no fue el que todos queríamos. Esto se basa en tener un equilibrio. Habrá partidos en los que podrás jugar bien al fútbol y ganar y otros en los que tendrás que estar bien cerrado atrás e intentar aprovechar tus ocasiones para poder ganar el partido.

Sin ánimo de contradecir a ninguno de sus técnicos, ¿cuál es el fútbol que le gusta a Timor?

A mí me gusta el fútbol que te dé resultados y victorias. Eso es lo que importa y da igual el fútbol que practiques. Está claro que si juegas bien y partes de una base, tendrás más opciones de ganar. Todo pasa por el orden defensivo, tener tu portería a cero y, a partir de ahí, crecer. Seguro que te encuentras mejor, coges sensaciones y ves que al equipo contrario le cuesta generar ocasiones y que tú, con poca cosa, las creas porque tienes potencial arriba de sobra.

¿Está contento con su labor?

Como todos los futbolistas, tenemos épocas en las que estamos mejor y otras en las que estamos peor; unas en las que estás más acertado y otras en las que lo estás menos. Físicamente me siento bien, lo doy todo en cada partido. Siempre que acaba un partido tengo la conciencia tranquila porque lo he dejado todo en el campo.

De lo que no hay duda es que antes fue indiscutible para Jiménez y ahora lo es para Herrera. De hecho, sólo se perdió el partido de Elche por sanción y únicamente le sustituyeron en Lugo...

Bueno, siempre intento estar lo más acertado posible. Sí que es verdad que ha habido partidos en los que he perdido más balones de los que tenía que perder, pero eso va por partidos, por épocas. Te cuesta más ver los pases, te equivocas porque quieres arriesgar para llegar más rápido arriba... Va también con la dinámica del equipo.

¿Le gusta más jugar en esta nueva posición de interior izquierdo o como pivote?

Ahora me encuentro más a gusto de interior. Tal vez sea porque tengo más soltura, más libertad para llegar arriba y no estar tan pendiente de guardar las espaldas de los compañeros. Si jugásemos con un doble pivote y fuese el más ofensivo también me encontraría a gusto. Prefiero una posición en el centro del campo en la que tenga un poquito de libertad para poder pisar el área.

¿Jugadores de peso en el vestuario como usted o Cala deban liderar la reacción de la UD?

Aquí todos somos iguales e intentamos aportar lo máximo. Puede ser que se nos mire más a nosotros por dónde hemos estado o las expectativas que Las Palmas tiene en nosotros y el esfuerzo que hizo sobre todo conmigo, porque insistió hasta el final para que viniese. Yo también quería venir, si no, no hubiese estado aquí. Quizá por eso se piensa que debemos ser lo líderes, pero ya le digo, somos un grupo fenomenal, todos sumamos y todos somos importantes.

Después de la reacción del equipo en los últimos partidos, ¿sería imperdonable no ganar al colista?

No se puede fallar en ningún partido de la segunda vuelta; ya fallamos bastante en la primera. La Segunda División es tan igualada que no hay tanta diferencia entre el líder y el Nàstic. No es la misma que puede haber en Primera División entre el Barça y el Huesca. Si no das tu máximo, cualquier equipo te pinta la cara.

Compartir el artículo

stats