Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un nuevo equilibrio

Fabio, Cardona y Ale Díez repetirán como titulares de cara a la cita del sábado en Alcorcón | Clemente, el candidato principal a sustituir al lesionado Maikel

Fabio González

Fabio González

Después de cinco partidos con un once tipo, los tres primeros de ellos idéntico, Pepe Mel ha encontrado un nuevo equilibrio con el cambio de cromos que planteó en la última cita frente a la SD Ponferradina, a la que la UD Las Palmas venció con claridad por 2-0. Los protagonistas del cambio fueron Fabio González, Tomás Cardona y Ale Díez, aunque en el caso de este último no se sabe si fue por pura convicción del técnico o por obligación, puesto que Álvaro Lemos, el lateral derecho titular, estaba sancionado. Sea como fuere, la cosa salió bien y los tres repetirán frente a la AD Alcorcón el próximo sábado (19.30 horas).

Así lo dejó caer el madrileño durante el entrenamiento de ayer por la tarde en el Estadio de Gran Canaria, por lo que se aventura el mismo equipo titular con una única novedad: el sustituto de Maikel Mesa, que estará de baja dos semanas por culpa de una microrrotura en el isquiotibial derecho. Los candidatos son hasta cuatro –Clemente, Kirian, Rafa Mujica y Lemos–, pero para el técnico es lo de menos. Porque las variantes que introdujo la semana pasada dieron resultado.

Por eso Fabio, por ejemplo, volverá a ser el mediocentro de una UD que tratará de conseguir su primera victoria de la historia en Santo Domingo, campo donde ha caído seis veces y ha empatado tres. El técnico destacó que la presencia del canterano había dado mucho equilibrio al equipo, el mismo que había perdido ocho día atrás en Cornellá-El Prat, escenario de un descalabro por mucho que fuera sobre el que el líder, el RCD Espanyol, habrá cimentado su regreso a Primera División.

Despliegue

La UD apenas sufrió y la presencia de Fabio tuvo algo que ver. Sin alardes de ningún tipo, el de Ingenio no se movió de una zona determinada y estuvo generoso en las ayudas. Pero, sobre todo, permitió algo fundamental para Las Palmas: la liberación de Sergio Ruiz. En ese once tipo el acompañante del cántabro en el doble pivote en un sistema 4-4-2 era Maikel, un jugador completamente distinto a Fabio. Con el primera, Ruiz tenía que guardar más la posición; con el segundo, su independencia es mayor.

Y eso es lo mejor que le podía pasar a la UD, porque se trata del mejor futbolista de la plantilla. Lo ha demostrado con creces a lo largo de la temporada y también el domingo pasado, cuando volvió a ser el que acostumbraba después de varios partidos en los que su papel estuvo más enfocado hacia la parte defensiva que a la ofensiva. El cambio se notó.

El de Astillero volvió a ser el futbolista más determinante de los amarillos porque actuó donde más le gusta, por delante de un mediocentro que le cubra las espaldas y le libere de tareas más preventivas para que se despliegue con libertad. Así es como Ruiz, tanto con Fabio como con Javi Castellano por detrás, ha marcado las diferencias y ha conseguido los cinco goles que acumula hasta el momento.

Ahora es el momento de Fabio como escudero del cántabro y Mel le dará una nueva oportunidad porque el experimento funcionó. No suele tocar lo que le da resultado. La apuesta tras el fiasco ante el Espanyol y la reprimenda posterior en una charla tensa en Barranco Seco le salió bien y entiende que no hay por qué modificarla.

Por eso, igualmente, Tomás Cardona volverá a ser uno de los centrales, junto a Eric Curbelo. Su caso es un misterio porque ha tenido muy pocas oportunidades a los largo del curso cuando la UD no ha destacado por su solidez defensiva. De hecho, es el segundo equipo con más goles ha encajado en 37 jornadas, con 48, sólo uno menos que el CD Lugo. Pese a ellos, Mel ha insistido siempre con Álex Suárez y Curbelo como centrales fijos, aunque la culpa de las derrotas abultadas no sea sólo suya.

Por eso tanto al argentino como a otros miembros del club les ha extrañado la poca presencia de una de las caras nuevas del verano pasado, la de un jugador llamado a ser el jefe de la defensa por su experiencia en el fútbol argentino, donde tiene un cierto caché –está cedido por el Godoy Cruz hasta final de campaña–. Ahora, por fin, tiene plaza, aunque tuviera que esperar 37 partidos para la primera suplencia de Suárez, muy mal –como todos– en Cornellá-El Prat.

Motivos

La trayectoria de Cardona en la UD ha estado llena de baches. El primer argumento esgrimido por Pepe Mel para no darle la titularidad fue una falta de adaptación alarmante no tanto a la plantilla, sino al fútbol europeo, más rápido, menos pausado. Jugó el último cuarto de hora en la jornada inaugural en Butarque y no salió de inicio por primera vez hasta la séptima fecha. Luego repitió en la novena, pero sólo porque hubo dos semanas con encuentros cada tres días y era conveniente rotar. Aquello fue en octubre; no volvió a jugar hasta febrero.

Pero ya no era por la falta de adaptación, sino por las secuelas de una lesión muscular mal recuperada. Allá por la Navidad pasada, después de que el argentino fuera titular en Copa del Rey ante el Varea, recayó y, pese a sus intentos por volver, fue frenado por el técnico, que en una de sus comparecencias reveló que el central no volvería a jugar hasta que no volviera a estar al 100%, aunque le agradeció la voluntad de ayudar.

Sin embargo, una vez estuvo totalmente restablecido, tampoco tuvo oportunidades hasta el domingo pasado. Pasaron meses. Ya no era la falta de adaptación ni la lesión, sino la nula confianza de Mel, quien finalmente se la dio ante la Ponfe. Y ahora volverá a jugar frente al Alcorcón.

Luchador

Como también lo hará Ale Díez, con cuyo trabajo el madrileño esta muy satisfecho. Tanto es así que para él no hay duda: Álvaro Lemos, en una estado de forma preocupante en los últimos tiempos, no recuperará su sitio de inicio porque el extremeño ha cumplido. Sin estar dotado de una técnico depurada, suele cumplir con lo que se le pide y suple cualquier falta de ornamento con el ímpetu y la entrega, que también son necesarios en la categoría.

En su caso ha tenido más participación que Cardona porque ha valido para el entrenador tanto en el lateral derecho como en el izquierdo en función de las circunstancias, aunque se perdió tres meses y medio de competición por culpa de una fractura en un dedo del pie en las primeras jornadas.

Así pues, Mel plantará sobre el césped de Santo Domingo el equipo titular con el que la UD Las Palmas recuperó la senda de las victorias y, sobre todo, lavó su mala imagen de los partidos anteriores, sobre todo las de Oviedo y Cornellá-El Prat. Es el nuevo equilibrio del cuadro amarillo con el que Mel pretende acabar de la mejor manera posible.

Para la plaza vacante que deja Maikel, Óscar Clemente, por lo probado ayer en Barranco Seco, es el favorito, pero Kirian, Rafa Mujica y hasta el propio Lemos también son opciones. La meta: un punto que certifique definitivamente la salvación.

Javi Castellano, ausente por una fascitis plantar


Javi Castellano, homenajeado el domingo pasado antes del comienzo del encuentro entre la UD Las Palmas y la SD Ponferradina por haber cumplido 250 partidos como futbolista amarillo, volverá a ser baja por culpa de una fascitis plantar que ya le impidió participar ente el cuadro berciano. El mediocentro todavía siente molestias y no está en condiciones de formar parte del grupo de jugadores que habrán de medirse con el Alcorcón el próximo sábado (19.30 horas), por lo que apurará una semana más, como mínimo, para volver a estar disponible. Cabe recordar que la última participación del gemelo fue en Cornellá-El Prat hace un par de semanas, cuando entró en la segunda parte para tratar de frenar la sangría del Espanyol –había endosado un 3-0 a la UD en la primera mitad–. Fue en esa cita, precisamente, cuando sumó los 250 encuentros con la casaca amarilla. Por otro lado, Aythami Artiles, incorporado al trabajo con el grupo la semana pasada, tampoco estará disponible ya que continúa con su puesta a punto. Él mismo avanzó hace ocho días que tratará de llegar a las últimas tres jornadas del campeonato. Pendiente de su renovación, forzará para jugar. |



Compartir el artículo

stats