Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

UD Las Palmas

Una delantera austera

La dirección deportiva de la UD apuesta por hacer contratos de un año a los encargados del gol | De los 5 años de Araujo a las anualidades de Jesé, Sadiku, Mujica y Peñaranda

36

Entrenamiento de la UD Las Palmas (3/8/2021) Andrés Cruz

Cambio de paradigma en la organización y confección de la delantera de la Unión Deportiva Las Palmas. De los contratos multianuales a la austeridad en la punta de ataque amarilla. Atrás queda la época en la que los responsables de mantener un idilio con el gol llegaban al club bien con un contrato como mínimo de dos temporadas o bien en calidad de cesión. Del «partido a partido» que expresó Armando Sadiku durante su presentación oficial como jugador de la UD para afrontar la temporada, al temporada a temporada que ejerce Luis Helguera y Tino Luis Cabrera desde los despachos.

Llega la era de los jornaleros del gol. Quien quiera ganarse una estabilidad en Las Palmas que lo demuestre sobre el terreno de juego perforando porterías rivales. Los llamados a llevar la alegría a la afición amarilla con sus goles, Jesé Rodríguez, Armando Sadiku, Rafa Mujica y Adalberto Peñaranda –cedido por el Watford–, estamparon su firma con el club por tan solo una temporada.

Tras la salida de Sergio Araujo con destino al AEK de Atenas el pasado 16 de julio por un montante de 1.462.500 de euros, se dijo adiós al último contrato largo que mantenía la UD con un delantero.

El Chino, que había ampliado su relación laboral con la entidad insular en junio de 2018 por cinco temporadas más desde entonces tomó rumbo al conjunto griego para oxigenar la masa salarial de la UD y así dar paso a la incorporación de Jonathan Viera, «el Messi canario», como lo pinceló el presidente del club Miguel Ángel Ramírez, en la ventana invernal de fichajes.

Ahora, con el cuarteto de delanteros con los que cuenta Pepe Mel en sus filas, las múltiples variantes en la distribución de los puntas le permite contar con un abanico de dimensiones industriales.

Solo una cesión

Si bien la temporada pasada la UD armó su zona de ataque con jugadores a préstamo, este curso tan solo cuenta con la cesión de Adalberto Peñaranda. En la 2020-21, Rober (Betis), Rafa Mujica (Leeds United), Pietro Iemmelo (Benevento) y Edu Espiau (Villarreal B) defendieron la elástica amarilla mientras pertenecían a un segundo club.

Una tónica que venía ejecutándose durante las últimas temporadas tras abandonar la Primera División en 2018. Juanjo Narváez (Betis) y Jean-Armel Drolé (Antalyaspor) jugaron prestados en 2020; y Rafa Mir (Wolverhampton) y Hadi Sacko (Leeds United) lo hicieron en 2019.

Mismo cambio de estrategia que ha ocurrido en cuanto a la ejecución de los fichajes. De los delanteros a los que se le entregaron los galones para rondar las áreas rivales en las últimas campañas, firmaron más de un año, a diferencia de la actual campaña.

Rubén Castro rubricó su firma por dos temporadas en el verano de 2018, con opción a una tercera que no llegó a buen puerto el pasado mercado estival. Tomás Pekhart también firmó por dos temporadas en el proyecto inicial de Manolo Jiménez en la misma temporada que El Moña.

Apuesta cortoplacista para intentar romper con la dinámica que dejaron atrás los contratos de Loic Remy (2 años), Prince Boateng (renovó por 3 años y se marchó) o los 4 años de Marko Livaja, que se quedaron en una temporada con luces y sombras.

Compartir el artículo

stats