Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El derbi del desconcierto / La voz del '21'

Viera abraza la pelota para tumbar al Tenerife: "Ahora no es el momento de cambiar el estilo"

El capitán de la UD descarta un cambio de guion táctico para domar al bloque chicharrero, tercero y en un gran momento -Cierra la puerta a Fernando Martins: "Está muy complicado"

Viera y el presidente Ramírez, esta mañana, con la elástica que lucirá la UD en el Heliodoro, con logo del centenario del club tinerfeño.

El estilo y el ADN de la UD no se toca. Estética barroca para dinamitar la resistencia chicharrera en el Heliodoro (domingo, 20.30 horas, Movistar Vamos). Jonathan Viera Ramos, capitán de Las Palmas, descartó una variación en el estilo de toque y pausa de la UD para tomar, 21 años después, el estadio tinerfeño. "No es el momento de hacer cambios, sabemos a lo que jugamos y lo vamos a mantener. Estamos bien, empatados con el sexto y llega un gran partido. Nos medimos a un grandísimo equipo, conforman un gran bloque defensivo". Cierra la puerta a la llegada de Fernando Martins, su compañeros en el Beijing: "Lo veo muy complicado".

La clave del éxito reside en la corteza cerebral. "Parece que lo hacemos todo mal, pero no es así. Hacemos más cosas, completamos más méritos que los rivales. El Tenerife ataca y defiende en conjunto, como un bloque y tendremos que estar muy atentos", matiza. Resalta la ilusión y la ambición de cambiar la dinámica de visitante -solo una victoria foránea en toda la primera vuelta-. "Todos han venido de forma fantástica de las vacaciones, es un partido muy importante. Los tenemos a siete puntos y no hay margen de error".

Evoca su único paso por el Heliodoro en 2011 (1-1) en el 'Quirogazo'. "No he podido ganar allí y siempre ha ganas. Pero lo más importante es el equipo y esa inyección de moral. Podemos hacerlo perfectamente". Se le cuestionó por la vuelta de Juan Carlos Valerón: "Para la gente joven, sería el mejor motivador y embajador de este escudo".

«¿El pisotón en el choque de ida? Ya no me acuerdo, la mejor venganza es dar una alegría a la afición»

decoration

En relación al aforo del Heliodoro, Viera subraya que son tiempos de "responsabilidad". "A todos nos gusta jugar con el campo lleno, pero ahora mismo hay prioridades sanitarias. Ojalá esto acabe pronto [en relación a la sexta ola de ómicron]. Retoma el poder de la mente para abrazar la eternidad. "Solo es fútbol, la gente del vestuario debe estar calmada. En este tipo de partidos, no hay favoritos. Es un duelo único, especial, emotivo..."

La guerra de estilos

Jonathan Viera repite una y otra vez que esta UD lleva tatuada su propuesta en la piel. "Lo principal es no cambiar. Porque si se tuercen las cosas y cambias no sabes si estás haciendo las cosas bien. El estilo es el nuestro y yo no cambiaría. Puedo plantear que estamos jugando mal, pero no es la realidad. Generamos muchas ocasiones y el problema es que no materializamos como los rivales".

La motivación y el pisotón

El derbi del desconcierto no precisa de carta de presentación. Cero motivación. Son partidos que nacen desde el sentimiento, desde la cuna. "Ahora no hay que motivar a nadie, todo lo contrario: aportar calma y tranquilidad". Flores a la legión de Ramis. "Tienen pocos puntos débiles". Aclara que no son tiempos de poner notas. La puntuación se "hace en mayo". "Estamos cerca de la zona de cabeza, quedan 21 finales".

Del pisotón que le mandó a la enfermería durante casi un mes en el UD-Tenerife de la primera vuelta ya no quedan recuerdos. No hay margen para la venganza. "Recibí tantos golpes, que no me acuerdo. Mi único objetivo es ganar, no busco venganzas. La afición se merece esta alegría".

De las uvas y la Nochevieja a un hotel de Las Canteras. "Somos profesionales y sabemos lo que hay. A todos nos gustaría estar con nuestra familia pero ser futbolista exige muchos sacrificios".

Compartir el artículo

stats