Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los cerebros del derbi canario Tenerife-Las Palmas: Ramis versus Pimienta, cruce de estilos y tendencias

La UD lleva 73 días invicta y está en el mejor momento de la temporada con un Viera genial | Reta a un Tenerife en plena descomposición y que encadena tres derrotas

Xavi García Pimienta / Luis Miguel Ramis

El derbi de los derbis. La contienda de la pasión que habla dos idiomas bien distintos. La UD Las Palmas, cuarta con 70 puntos, va lanzada como un cohete hacia la gloria. Encadena once jornadas sin perder con unos guarismos aterradores para el CD Tenerife. Nueve victorias y dos empates avalan a esta máquina de hacer buen fútbol en un escenario inédito. Jamás en la historia, en sus 32 presencias en la categoría de plata, habían firmado los amarillos estos números de locura. Desde el 19 de marzo, cuando tomó Pucela, este equipo navega bajo la abundancia. Es el latido de la bestia del Lamborghini. Esta obra de arte convertida en pura poesía se examina ante la depresión chicharrera. En el Heliodoro, todo es un drama. Llegan de capa caída con tres derrotas consecutivas. Es el peor momento de la temporada. En el instante más decisivo, a 48 horas de la disputa de la semifinal de la promoción, el ‘Tete’ ha saltado por los aires.

El quinto playoff en la era Miguel Ángel Ramírez es el más apasionante. Dos estilos marcados a fuego. La pausa y la elegancia de Jonathan Viera contra el músculo de Ramis. Pimienta y el toque barroco contra Soriano y Aitor Sanz.

Los amarillos lucen el mayor porcentaje de posesión y generan peligro desde la pausa

decoration

Dos maneras de entender este juego. Para los amarillos el balón es una religión (el cuadro grancanario reina en la tabla de la posesión con un 59%). Siempre desde atrás, con un espíritu perfeccionista. Primero fue con José Mel Pérez y luego con Xavi García Pimienta. La UD es el segundo equipo que más regatea (456) y solo superados por el Valladolid, que el pasado domingo conquistó su plaza en el cielo. Además, los de Pimienta tienen una visión muy particular de entender esta profesión. Son una industria de duelos ganados (1806) en una pugna eterna por el posesión. Primero el balón, y luego el balón y más balón. En este curso, en los dos pulsos ligueros, la UD hizo los deberes con una genialidad de Álvaro Lemos (2-1) y luego Kirian Rodríguez escribió su nombre en El Teide en el cruce del centenariazo (0-1). Valen de referencia estos 180 minutos de que se trata de un cruce de credos. En el Gran Canaria, el dominio fue amarillo con un Viera gigante. Desde el control del balón, Las Palmas se recrea para destaparse en el equipo más en forma del campeonato. «Vamos desde la humildad y sin complejos. Se huele la sangre y estamos contando con esa paciencia precisa. Nadie daba un duro por nosotros y estamos ahí, cuartos y con la moral por las nubes. Llegas a sentir vértigo. Vernos a este nivel te deja helado. Parecemos invencibles», valoran desde la zona noble de la entidad amarilla. Contar con el factor cancha a favor –la vuelta es el sábado en Siete Palmas– es otro motivo para el delirio. Colas, pasión y una afición amarilla que no olvida las burlas de un Tenerife que llegó a luchar por el ascenso directo.

La formación de Ramis defiende como pocos. El meta Soriano es uno de los estandartes. Pero algo ha salido mal, tres derrotas consecutivas que disparan todas las alarmas. El propio Álvaro Lemos valoró hace unos meses la hipotética posibIlidad de cruzarse con el Tenerife. Eran tiempos de pesadilla. Tiempos de oscuridad. Las tornas se han cambiado de forma dramática. «Un cruce con el Tenerife en el playoff sería como un partido de Champions». El sueño del gallego se ha hecho realidad. Llega el cruce más pasional que pone sobre el tapete dos formas de atacar. La UD, con Jesé y Viera, es una centella. Un Lamborghini Spider. Por su parte, el ‘Tete’ recurre al balón parado de forma magistral. Compite desde la fortaleza física. No tienen a Viera. Tampoco manejan el factor de la canariedad. «Los derbis no se juegan, se ganan», valoró Pepe Mel, que acabó con 20 años de tortura en el Heliodoro. Caprichos del balón, sería destituido a las pocas semanas de tomar El Teide. Nadie puede entender este negocio, que se olvida de los mitos de una forma cruel.

Una noche para enmarcar

El alma del invencible viste de Armani. «¿Nervioso? He venido para partidos como estos», repetía ayer Jonathan Viera cuando se le hacía mención al derbi del siglo. Con catorce tantos, el ‘21’ ya iguala su mejor marca realizadora en una sola temporada. En el templo de la fabada se llevó una señora ovación. Rendidos a los encantos del mejor jugador de Segunda. «Querían al Messi canario y aquí está. Lo demás, es fútbol», insiste Miguel Ángel Ramírez, que sale reforzado de una gestión de manual. Lo que parecía un señor fiasco se ha transformado en la madre todas las rachas. Once jornadas sin perder y un carrusel de genialidades. El genio de La Feria encadena seis duelos viendo portería. Algo único. Irrepetible. El cuadro de Pimienta es el que más marca desde fuera del área (15) y el que más se recrea con los pases buenos en campo contrario (8.377).

El once chicharrero suma 16 partidos con la portería a cero y es la segunda mejor defensa

decoration

También es el que más y mejor mueve la pelota en campo propio (9.808). Van 18.091 entregas en corto. Los pases de la gloria. El equipo que más tira de la competición de plata es la UD (226). Una locura de equipo que late en una espiral de fantasía. El ‘21’ es el prefijo del ascenso. Llamen al cielo.

Del ‘nos vemos en la guagua’ de Paco Herrera a la sinfonía celestial de Pimienta. Con Viera, en el mejor momento de su carrera, puede pasar cualquier cosa. Abrochénse los cinturones. El Lamborghini pone la directa. Llega el cruce de estilos más marcado de la categoría. Los amarillos son la fantasía mientras que el ‘Tete’ es el rigor. Arte o cemento. Los chicharreros han dejado la portería a cero en 16 ocasiones y son el mejor visitante de Segunda. Pero un derbi es la hostia. Y si te estás jugando un ascenso, solo puede bajar Jesús. Dios mío, que empiece la fiesta.

UD LAS PALMAS

73

Días invicta 

  • La UD Las Palmas luce la mejor racha de su historia en Segunda. Van once jornadas sin besar la lona con nueve victorias y dos empates. Esta secuencia le ha valido para acabar cuarta. 

57

Goles a favor

  • La formación de Pimienta está inspiradísima ante la portería contraria con un Viera imperial (lleva catorce tantos con su mejor marca). Con 57 goles, son el 6º máximo realizador.

226

Disparos a portería

  • Los amarillos son el equipo que más tira de la competición de plata. Además, también gobiernan las estadísticas del pase y la posesión. En esta Liga le ganó los dos duelos al Tete.

CD TENERIFE

14

Una renta dilapidada 

  • El 11 de marzo, la UD recibía la última derrota ante el Girona (1-3) y en ese punto de la competición, el Tenerife le sacaba 14 puntos de ventaja. Ahora los amarillos tienen un punto más.

3

Derrotas consecutivas

  • El bloque tinerfeño está en el peor momento de la temporada y ante el Cartagena sufrió la tercera derrota consecutiva. Llegó a contar con opciones de ascenso directo. 

37

Tantos en contra

  • El Tenerife ha dejado su portería a cero en 16 partidos del curso. Con Soriano como meta de garantías, se trata de la segunda mejor defensa tras la del campeón UD Almería.

Compartir el artículo

stats