La falta de espacio en los centros de acogida de menores en Canarias, con más de 5.500 menores acogidos, subraya la importancia de la colaboración ciudadana. En este contexto, las familias de acogida juegan un papel crucial, y pueden formar parte del programa de la Consejería de Bienestar Social del Gobierno de Canarias.

En Herrera en COPE Canarias, Germán, un padre de familia monoparental, compartió su experiencia. Hace nueve años, Germán adoptó a su primer hijo y, años más tarde, decidió ampliar su familia a través del programa de acogida. "Como tardamos varios años en adoptar a nuestro primer hijo, pensamos que lo mejor sería acoger a un menor en lugar de adoptar", explica.