Un terrorista suicida ha acabado este sábado con la vida de una veintena de personas tras hacer estallar una bomba durante una boda en la ciudad de Aybak, en el norte de Afganistán. El terrorista se inmoló e hizo estallar su carga justo al abrazar a un importante diputado uzbezko, Ahmad Jan Samangani, que celebraba en ese momento el casamiento de su hija.