En las últimas horas, un vídeo de un sanitario grancanario, pero que trabaja en un hospital tinerfeño se ha vuelto viral al denunciar el colapso de las urgencias canarias ante el avance de la quinta ola de la Covid-19 en Canarias. Según su testimonio, ahora mismo en el hospital donde trabaja hay siete plantas COVID "y la mayoría están ocupadas por negacionistas".

El profesional ha estallado contra aquellos que se niegan a recibir la vacuna, ya que ha llevado a transformar "la planta de neumología y cirugía en plantas covid" y esto quita "la posibilidad de ingresar a enfermos responsables de otras patologías".

“Llevamos un año luchando y entiendo lo que ha implicado el confimamiento, pero no puede ser que un negacionista ocupe una cama que debería ocupar otra persona afectada por otra patología", reconoce.

“La mayoría  tienen entre 35 y 45 años y no son personas jóvenes, son negacionistas y están haciendo que nuestra sistema público se colapse”, asegura. "Es muy injusto que vaya a morir gente por los que no quieren vacunarse", sentencia.