Los dos helicópteros contratados por el Cabildo de Gran Canaria para que intervenir ante posibles incendios forestales actuaron en la tarde de ayer en un fuego que se originó en un furgón cerca del casco urbano de Artenara. Las aeronaves se encargaron de refrescar las laderas cercanas. El incidente ocurrió en torno a las 12.00 horas cuando el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (Cecoes) recibió una llamada en la que se alertaba de que un vehículo Nissan Vanette, con más de veinte años de antigüedad, se había incendiado cuando circulaba por la carretera GC-215, que conecta el barrio de Coruña con Artenara. Se desplazaron los bomberos del Consorcio del parque de San Mateo y los miembros de Medio Ambiente del Cabildo, quienes se encargaron de extinguir las llamas que se iniciaron en la parte delantera del vehículo, según indicaron fuentes que intervinieron en el servicio. Al despliegue también se sumaron Policía Local de Artenara y Guardia Civil, así como los helicópteros con base en la Cumbre, quienes procedieron a rociar agua en las proximidades para así refrescar la zona debido a la posibilidad que se pudiera generar un conato forestal.