15 de noviembre de 2017
15.11.2017
Historia

Cuándo y por qué llegó Mister Leacock a Guía de Gran Canaria

La familia inglesa, con negocios de vino en Madeira, viene atraída por las posibilidades que ofrecía el plátano a finales del siglo XIX

15.11.2017 | 00:00
Finca de Mr. Leacok en Guía.

Como nueva aportación a los magníficos trabajos publicados el pasado domingo en este mismo periódico por Augusto Álamo, Sergio Aguiar y Amado Moreno sobre la presencia en la isla de aquel entrañable ingles creador de un imperio agrícola en el Noroeste de Gran Canaria, permítasenos añadir algunas noticias complementarias a su fascinante biografía. La presencia en Guía de David J. Leacock está vinculada a la famosa fabrica de azúcar que la también inglesa "Lathbury Cia" levantó en el límite de los municipios de Guía y Gáldar, concretamente en el punto geográfico conocido como Becerril y que hasta la desaparición del vetusto edificio y su elevada torre hace ya bastantes años era conocido popularmente en la zona como "La maquina". Para el conocimiento de aquella importante industria azucarera en la zona remitimos al libro del propio cronista "Historia de la Maquina y el cultivo de la cañadulce en el siglo XIX" editado por el Ayuntamiento de Guía" hace ya alguno años.

La familia igualmente inglesa Leacock estaba establecida en la isla de Madeira desde mediados del siglo XIX donde poseía dos empresas de negocios de vino, uno denominado "Leacock and Company Limited" y otro "British Embroidery Company Limited". Procedente de esta entonces colonia portuguesa llegó a Gran Canaria uno de sus miembros llamado Juan Milberne Leacock, atraído por las que se consideraba grandes posibilidades que ofrecía la economía canaria de finales del XIX. Se estableciéndose en Gran Canaria con el apoyo de la empresa "Elder and Fyffes", de uno de cuyos dueños era su socio en Inglaterra. El propietario de ésta sociedad, cuya compañía se dedicaba a exportar plátanos a Londres, no queriendo afrontar él solo los grandes riesgos que el negocio suponía, invitó a algunos compatriotas residentes en Gran Canaria para la creación de una agencia de importación. Uno de los que respondieron al llamamiento fue Juan M. Leacock. Poco tiempo después Leacock decidió establecerse por su cuenta, adquirió una casa en el barrio de Guanarteme y compró varias fincas en el Norte de la isla para dedicarlos al cultivo del plátano fundando, con un socio llamado Francisco Rodríguez Lorenzo, una empresa que se denominó "Leacock y Lorenzo". De esta forma se afincó esta familia en Gran Canaria desde finales del siglo XIX, donde crearía su gran "imperio" agrícola hasta el fallecimiento de David J. Leacock sobre cuyas vicisitudes y complicaciones judiciales no entraremos porque hay trabajos que se han centrado en todo este entramado.

Aparte de dedicarse principalmente al negocio platanero el patriarca de los Leacock también hizo otras incursiones agrícolas y de explotaciones de aguas subterráneas y, además, se introdujo en la el negocio azucarero adquiriendo la fábrica citada, que si al principio comercializaba sus productos con el nombre de la "Sin Rival", cuando en 1909 la compra empieza a comercializarlos con el de "Santa María de Guía". La venta a favor de Juan M. Leacock la realizó la que hasta ese momento era propietaria de la azucarera, la citada sociedad "Lathbury y Cia.", por el precio de dos mil libras esterlinas , incluyendo no solo el edificio "sino la máquina de vapor, el alambique, el estanque y demás aparatos, enseres y utensilios, y todas las existencias de mieles, azúcares y demás efectos". En nombre de Leacock, padre, que en ese momento tenía su residencia en el pueblo de San Lorenzo, actúa con poderes su compatriota Robert Atcherley y Brookes, comerciante de Las Palmas, quien entrega a la parte vendedora un cheque del Barclay Company Limited, de Londres. Todavía Juan M. Leacock siguió explotando la fábrica y produciendo sus diferentes productos cuyo maestro azucarero era José Alemán quien dio paso más tarde, como se ha dicho, con el mismo cargo y categoría, a su sobrino Manuel Quevedo Alemán que permaneció como director hasta que sobre el año 1914 o 1915 Mr. Leaock decidió cerrar su producción. Según Gerardo Quevedo, hijo de Manuel Quevedo, el motivo del cierre fue la ruina de este sector por la aparición "de nuevo de la fiebre del plátano", sustituyendo los agricultores el cultivo de la caña por el banano.

"La máquina" permaneció inactiva desde 1915 o 1916 hasta que en 1919 David J. Leacock, a través de un hermano que aún permanecía en Madeira, logró la venta de toda la maquinaria a un portugués, que además era banquero, llamado Enrique Figueira da Silva, que pone como condición para cerrar la operación que el maestro azucarero Manuel Quevedo tenía que trasladarse para ponerla en marcha y asumir la dirección. Así fue cómo Quevedo se traslada con su familia a Funchal donde permaneció varios años ejerciendo la función de encargado.

El patriarca Juan M. Leacock, casado que estaba con María Silence, falleció en Lausanne (Suiza) el 19 de mayo de 1915 bajo testamento que había hecho en septiembre de 1908 de acuerdo con la ley inglesa y un codicilo de noviembre de 1910, ambos en Inglaterra, en el que nombra a su esposa María "Si me sobreviviera, para su uso y beneficio absoluto, de todos los bienes reales e inmuebles y personales o muebles, y la nombro albacea de mi testamento y tutora de mis hijos menores".

María Silence, que residía en Madeira, otorgó el 26 de junio de 1916 poder a su hijo David J. Leacock, nacido en Funchal en 1880, que vivía aquí en San Lorenzo, para que acuda al Registro de la Propiedad de Guía e inscriba su derecho hereditario, como así quedó despachado, convirtiéndose éste en encargando de los negocios y que con el tiempo, aumentaría aquellos y fundaría un verdadero emporio agrícola que llevaría hasta su muerte el apellido de su familia, ya popular en el norte de Gran Canaria cuyas vicisitudes quedaron estupendamente contada por los tres trabajos publicados en el periódico LA PROVINCIA el pasado domingo y aquí hemos pretendido solo saber la razón por la que la familia Leacock se estableció en la isla.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Gran Canaria

San Bartolomé invierte 290.000 euros en rehabilitar 25 edificios residenciales

San Bartolomé invierte 290.000 euros en rehabilitar 25 edificios residenciales

Las ayudas están destinadas a sufragar hasta el 70% del coste de todos los proyectos

Mogán reúne a 800 jóvenes contra la violencia machista

Mogán reúne a 800 jóvenes contra la violencia machista

Alumnos de varios institutos conmemoran el Día de lam Eliminación de la Violencia contra la Mujer...

La Fortaleza y los secretos de la Estructura 7

La Fortaleza y los secretos de la Estructura 7

El Cabildo invita a visitar los trabajos de investigación de uno de los retos más apasionantes de...

El proyecto Chira-Soria reafirma el liderazgo de la Isla en el uso de presas

El proyecto Chira-Soria reafirma el liderazgo de la Isla en el uso de presas

Gran Canaria es el territorio con más grandes embalses por kilómetro cuadrado del mundo

El nuevo mercado de San Mateo incluye un edificio de usos múltiples

El nuevo mercado de San Mateo incluye un edificio de usos múltiples

El restaurante El Mercado, de arquitectura moderna, acogerá actividades culturales

Concursos

Concurso

Concurso de entradas
TAL VEZ SOÑAR

Participa, hay 10 invitaciones dobles

Concurso entradas UD Las Palmas

Concurso de entradas
UD Las Palmas

Participa, hay 4 invitaciones dobles

Concurso Herbalife Gran Canaria

Concurso de entradas
Herbalife Gran Canaria

Participa, hay 50 invitaciones dobles



Enlaces recomendados: Premios Cine