Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista | Marcus Eriksson

"No es fácil recuperar el nivel anterior tras dos meses parado"

"Tenemos que pensar más en nosotros que en el rival que nos va a tocar en el ´Playoff", enfatiza el escolta del Grancan

"No es fácil recuperar el nivel anterior tras dos meses parado"

Dos partidos para la final de la temporada regular, el Gran Canaria es quinto en la tabla con su plaza de Playoff en el bolsillo. ¿Desde dentro se piensa ya en esas series por el título?

Nuestra mente por el momento está puesta sólo en ganar los dos partidos que nos restan para garantizarnos el ser quintos, y jugar bien para dar continuidad a la racha de dos victorias consecutivas que llevamos. Estamos preparándonos bien para ello e intentar hacer un buen baloncesto.

Terminando quinto el Herbalife, Valencia Basket o FC Barcelona se perfilan como los adversarios en el Playoff . ¿Alguna preferencia al respecto?

Los dos equipos son muy duros. Ambos cuentan con grandes plantillas; nos toque contra uno u otro tendremos una eliminatoria difícil. Por eso lo que debemos hacer es pensar más en nosotros que en los posibles adversarios. Cuando conozcamos contra quién jugamos exactamente ya nos prepararemos a conciencia para ello.

¿Cómo llega el Granca a esta decisiva recta final del campeonato liguero?

Creo que estamos bien. Llevamos una racha de dos victorias seguidas. La plantilla está entrenando a tope, trabajando bastante duro. Tenemos confianza en nuestras posibilidades y esperamos seguir así para terminar con las mejores sensaciones posibles. Nosotros somos un buen equipo y seguro que el rival que nos toque también estará preocupado.

Incluso, dependiendo de ciertas variantes, se abre una puerta para la presencia del Gran Canaria la próxima temporada en la primera competición europea. Si toca el Valencia, se le elimina y el resto de semifinalistas son los tres conjuntos que tienen actualmente licencia A de la Euroliga.

Resulta difícil que se dé esa opción, aunque nada es imposible. Pero como anteriormente he dicho lo que tenemos que hacer es ir entrenamiento a entrenamiento, partido a partido, y no pensar en lo que puede llegar a suceder. Si logramos hacer esto, seguro que conseguiremos desarrollar un buen baloncesto.

Con las victorias frente al Unicaja Málaga y la del pasado fin de semana contra el San Pablo Burgos se dejaba atrás una trayectoria titubeante, que alcanzaba su punto álgido con la derrota en el derbi ante el Iberostar Tenerife en casa, donde hubo pitos por parte de un sector de la afición.

Sin duda perder el derbi resultó muy duro para nosotros. Pero lo mejor es que luego vencimos a Unicaja Málaga y que el pasado fin de semana volvimos a ganar. Esto era lo realmente importante para recuperar la confianza, sentirnos bien y seguir mejorando.

En los dos últimos encuentros el equipo dio un paso adelante en cuanto a intensidad defensiva, uno de sus principales déficits durante esta temporada. ¿A qué se debe esa mejoría, la considera clave para salir de ese pequeño bache que hubo y para lo que se viene por delante?

Sobre todo en el partido que jugamos contra el Unicaja Málaga en casa hicimos una gran defensa. Aunque hay que tener en cuenta que cada encuentro es diferente, está claro que la defensa resulta clave para ganar partidos.

Será la sexta ocasión consecutiva que el Herbalife disputa el Playoff . Sólo en una ocasión se consiguió el pase a semifinales. Nueva oportunidad para continuar haciendo historia y que el equipo dé un paso más hacia delante en su crecimiento y deje de ser alternativa para ser ya uno más entre los grandes. ¿Está concienciado el vestuario de ello?

Veo al vestuario bastante bien. Todos los jugadores queremos más. Ser ambiciosos nos ayuda. Pero también dije antes que lo importante para conseguir esto es ir paso a paso; no pensar en lo que viene, sino en el día a día.

La competición liguera entra en un ritmo vertiginoso en estos días. El próximo jueves se disputa la última jornada de la temporada regular y ya el domingo arranca el Playoff , supongo que llegar desahogado, sin la presión de estar a estas alturas sin tener confirmada la plaza en las series por el título, supone una ventaja.

Está claro que alcanzar el Playoff lo más rápido posible está muy bien, porque esto significa que has hecho un buen trabajo. Tres días después de la última jornada ya estamos en la eliminatoria de cuartos. Tenemos que estar preparados para aguantar este ritmo.

Y una de las claves para tener opciones en las series por el título es jugar al cien por cien en cada uno de los partidos.

No sólo en el Playoff, en cada partido si quieres tener posibilidades de victoria tienes que rendir al máximo. Incluso en los dos que nos restan para acabar la temporada regular y así acostumbrarnos a lo que nos viene después.

Marcus Eriksson ya suma cuatro encuentros jugados después de dos meses en el dique seco. ¿Cómo se está encontrando de nuevo en la dinámica de trabajo? ¿Ya al cien por cien?

Resulta muy duro tener que estar dos meses fuera de las pistas. Y encima teniendo afectada la mano derecha por una fractura en la muñeca, lo que no te permite hacer prácticamente nada. Ya está superada la lesión y me voy sintiendo mejor cada día. No es fácil recuperar el nivel anterior tras dos meses parado, pero lo intento. Me quedo a hacer tiro después de los entrenamientos y otras cosas para sentirme cada día mejor y poder así ayudar más al equipo.

¿Hay tiempo para volver a ver en el Playoff a Marcus Eriksson al gran nivel que estaba hasta antes de esa lesión, cuando usted era el máximo anotador del Herbalife Gran Canaria?

A ver qué pasa. Intento jugar cada vez mejor en cada partido y en cada entrenamiento. Pero a veces los encuentros te salen bien y otras peor. Aparte de eso, lo importante es tener la sensación personal de que estoy ayudando al equipo.

Perder a su mejor artillero afectó al rendimiento del equipo. En unos momentos donde el Granca firmaba una racha irregular, hasta el entrenador Luis Casimiro hablaba de que sólo faltaban los 15 puntos de Marcus Eriksson. ¿Cómo veía desde fuera ese momento dubitativo del Granca, lo pasaba muy mal?

Claro que sí, lo pasas mal. Todos los jugadores queremos estar en la pista ayudando al equipo. Las lesiones son lo peor en la carrera del deportista. Por suerte aquello pasó y ahora nos toca intentar sumar y disfrutar.

Usted está llamado a ser uno de los pilares fundamentales del Herbalife del futuro. ¿Cómodo en este nuevo destino?

Me siento muy a gusto. Me gusta tanto el club como la Isla en general. Aquí se vive muy bien y formo parte de un equipo competitivo. Estoy disfrutando mucho del baloncesto en Gran Canaria.

Compartir el artículo

stats