Suscríbete desde 1,50 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista a Carlos Latre

"Tenemos que empezar a decirle a la gente que la cultura es segura"

"Lo que más me gusta en el escenario es que la gente vea la transformación, mis caras y el gesto", asegura el humorista, presentador y actor.

El humorista, presentador y actor Carlos Latre.

El humorista, presentador y actor Carlos Latre. EUROPA PRESS

En primer lugar, ¿en qué va a consistir el one man show que ofrece en Las Palmas de Gran Canaria en el marco del Cabaret Festival?one man showCabaret Festival

Lo que puedo decir es que este es un show completamente nuevo, donde va a haber muchísimas novedades con más de 100 personajes en el escenario. Muchos son de máxima actualidad, como Fernando Simón, el ministro Illa, María Jesús Montero, Pedro Sánchez, pasando por personajes televisivos como los protagonistas de La casa de papel, pero, en general, habrá una pléyade de estrellas muy dispares, desde Laura Pausini al alcalde de Vigo, con guiños a Rosalía, a Messi o Cristiano Ronaldo, pero todos bajo el mismo filtro: el filtro Latre.

¿Cómo va a defender este centenar de personajes en directo, sin apenas margen para caracterizarse?

A mí siempre me gusta utilizar elementos y sí que habrá muchísimo cambio de vestuario, aunque será un atrezzo mínimo para enmarcar cada uno de los personajes. Pero, en realidad, a mí lo que me gusta en el escenario es que la gente vea la transformación, es decir, que vea mis caras, el gesto, el cuerpo o la forma de andar. Y creo que es lo que a la gente le gusta ver en directo, y siempre se quedan muy sorprendidos por la metamorfosis.

¿Cómo ha sido el regreso a los escenarios después del limbo del confinamiento?

Pues no se pueden imaginar la alegría. Ya tuvimos la oportunidad de estar en Fuengirola con el Cabaret Festival y no solo fue reencontrarme con el público que tanto me quiere y con el que tan a gusto me siento, sino que supuso volver al escenario después de casi cuatro años sin un nuevo show. Y después de estos meses difíciles, claro. Por tanto, ha sido una emoción que sigue a flor de piel y estoy deseando volver a subirme al escenario este domingo, porque, además, siempre digo que para mí el público canario es uno de los mejores de España. Siempre me siento muy querido y estoy muy feliz por volver.

¿Cómo sobrellevó usted el confinamiento?

Pues reconozco que esperaba sufrirlo muchísimo, porque yo soy un alma inquieta y estoy todo el día fuera de casa, a mil cosas, pero la verdad es que lo llevé mucho mejor de lo que esperaba, porque aproveché para bajar revoluciones. Me sirvió para descansar, leer, escribir, cocinar, disfrutar de mi familia e, incluso, para airear este nuevo show.

¿Le inquietan los efectos de esta crisis en el mundo del espectáculo?

Lo vivo, indudablemente, con incertidumbre, porque todavía no sabemos ni cómo ni cuando va normalizarse esta vuelta a los escenarios. De hecho, se está notando muchísimo que la gente todavía tiene bastante miedo a acudir a espectáculos con mucha gente. Y eso me preocupa, nos está costando atraer al público, no solo a los humoristas, sino los a músicos y a todos los artistas. Este verano va a ser duro, y este año va a ser muy duro, así que tenemos que empezar a tranquilizar a la gente y decirle que vengan, que la cultura es segura porque se siguen todas las medidas de seguridad, y que, además, te olvidas un poco de los problemas, que es lo más importante.

Por otra parte, recientemente se armó un revuelo en Twitter por su imitación de Fernando Simón, ¿teme que en España haya cada vez más centinelas de la moral que marquen límites al humor?Twitter

No hay día en que no aparezca la frase "arden las redes por..." en los medios de comunicación, porque esto está a la orden del día. En ese sentido, yo creo que mi imitación de Fernando Simón fue bastante inofensiva. Se trata del hombre de moda y de actualidad, así que lo máximo por lo que se me puede atacar es porque hablé de la almendra con la que se atragantaba de la distancia de seguridad y de cómo van a cambiar las cosas por la pandemia en clave de humor. Evidentemente, yo soy muy respetuoso y muy consciente del sufrimiento que ha supuesto esta pandemia, pero eso no tiene nada que ver con una imitación absolutamente inofensiva de Fernando Simón. Yo lo que espero es que la gente tenga sentido del humor, porque en los últimos tiempos y, sobre todo, en las redes, tendemos a volcar opiniones en contra porque sí, y yo creo que tenemos que volver a tener un poco de buena fe. De repente nos hemos instalado en el bienquedismo y todo tiene que ser súper polite y súper healthy. Los humoristas hacemos las cosas con el fin de hacer reír, al menos en mi caso, sin ninguna mala fe. Y ojo, que yo tengo fama de ser un humorista muy blanco y muy familiar. Y aún así, "arden las redes" (Risas).

¿En sus inicios pensó que podría convertir su talento para la imitación en un modo de ganarse la vida?

La verdad es que no, las imitaciones empezaron un poco como un hobbie o una afición con amigos y, de repente, se convirtió en una profesión. Al principio, cuando empezaba a hacerlo en Crónicas Marcianas era como estar en un parque de atracciones y era como un sueño que no quería que se terminara nunca. Y fíjate, ya llevamos más de 20 años en la tele y más de 23 años en la radio. Si me paro a pensarlo, es una locura.

Aparte de esta gira con el Cabaret Festival, ¿cuáles son sus próximos proyectos o planes para lo que resta de año, si la situación sanitaria le permite llevarlos a cabo?Cabaret Festival,

Pues no son pocos: vamos a volver a acabar Tu cara me suena, porque nos quedamos a las puertas de la final, que será en la nueva temporada televisiva; volveré a El Hormiguero, con el que he estado también la mar de agusto; sigo en Onda Cero y sigo produciendo proyectos con mi productora. En definitiva, tengo un calendario muy ajetreado pero estoy muy ilusionado, aunque lo que más me ilusiona es este one man show, con el que espero poder ir a teatros cerrados por fin en otoño en una gira por toda España, si conseguimos volver a la normalidad, o a la nueva normalidad, o como quieras llamarlo, pero que sea algo normal.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats