Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

[No en la cocina y cerca de la lámpara…]

NO en la cocina y cerca de la lámpara, mientras se lee el periódico y suena por la radio el Juego de las Olas, y esmaltadas espumas y ramajes sepultos se deslizan entre los brillos de los baldosines, sino fuera de ella;

La claridad rotunda era de La Puntilla; y el sonido del mar, el del mar verdadero en su quietud, el de un arpa sin cuerdas; pero tampoco allí,

En medio del paisaje de hirviente ferragosto, con colores espesos y profusos, que un pintor por verismo llevaría acaso con espátula a su tensado cáñamo; tal vez

Donde pude haber sido una figura más que andando en libre mañaneo, de espaldas acabara sumiéndose en el lienzo del aire; pero seguramente

En el exacto

Sinlugar del adentro

Del lugar soleado,

Donde no existen cosas

Sino sentidos

Del nombre de las cosas

Que en su penumbra siempre

Están cambiando en torno

A la bujía

De la palabra luz,

Y donde nada es todo

Lo asible,

Mas sin dejar de hallarme en el linde boscoso de parasoles e indolentes bañistas que aguardaban al voceador del agua fría.

De Donde nada es todo lo asible (2015)

Compartir el artículo

stats