Entrevista | Lola García Martínez Presidenta del Cabildo de Fuerteventura

Lola García: «No vamos a permitir que a la isla se le reste un euro de sus derechos»

Lola García (Gran Tarajal, 1972), presidente del Cabildo insular, reitera que deben ser los majoreros y sus instituciones quienes definan el modelo de isla que quieren. Arremete contra la anarquía de los parques de energías diseminados por toda la isla y asegura que el Cabildo no va a parar hasta que se respete el territorio. Reconoce, además, que el problema del agua es una de las grandes preocupaciones de la población.

Lola García, presidenta del Cabildo de Fuerteventura, en el despacho oficial. | | LP/DLP

Lola García, presidenta del Cabildo de Fuerteventura, en el despacho oficial. | | LP/DLP / L.P.D.

L.P. D.

Estamos a final de año y la pregunta es obligada. ¿Cómo han sido estos seis primeros meses al frente del Cabildo de Fuerteventura?

Como grupo de gobierno, tenemos un compromiso firme y hemos trabajado con responsabilidad para poder sacar adelante todas las prioridades que tiene Fuerteventura. Al incorporarnos al Cabildo, las necesidades más apremiantes de la población han sido claras: por supuesto, el abastecimiento de agua, y desde un primer momento hemos dado prioridad a las obras de emergencia que ya están en marcha para mejorar la situación de modo más inmediato. De igual manera, atender al cuidado de las personas, trabajando para que cuenten con las plazas y los recursos sociosanitarios que necesitan. Hemos desbloqueado el procedimiento para tener el suelo para la tan esperada Residencia en Gran Tarajal y marcado la hoja de ruta para que no falten recursos en todos los municipios. Otro de los grandes focos en los que estamos trabajando es la ordenación territorial, que es lo que va a permitir a Fuerteventura tener un desarrollo económico y energético adecuado, siempre con planificación, siendo la sociedad y las instituciones majoreras las que decidan qué modelo de isla quieren.

Los sistemas de producción energética se están dispersando sin control por todo el territorio ¿Qué va a hacer el Cabildo de Fuerteventura para detenerlo?

Como dije anteriormente, esta es una de las grandes preocupaciones de la población de Fuerteventura y no vamos a parar hasta que se respete nuestro territorio, nuestros recursos y nuestro paisaje, que son los grandes valores de la Isla. No nos vamos a detener y ya hemos recurrido a los Tribunales para paralizar las resoluciones que autorizan infraestructuras energéticas por la vía excepcional del interés general. Lo mismo ocurre con la planificación del Estado para instalar parques marinos (POEM) en las costas majoreras sin tener en cuenta las singularidades de Fuerteventura y la voz de sus profesionales. En definitiva, lo que queremos es que la transición energética se haga de modo ordenado y teniendo en cuenta las particularidades del territorio de Fuerteventura.

¿El agua es el gran problema que ha tenido que encarar en estos primeros meses de legislatura?

Sin lugar a duda. Nada más llegar al Cabildo, teníamos claro que el abastecimiento de agua era un asunto que necesita una actuación rápida y coordinada. Necesitábamos un gran pacto por el agua con la implicación de todas las administraciones y en esa línea hemos ido trabajando.

Nada más incorporarnos, declaramos las obras hidráulicas de emergencia que fueron priorizadas por los técnicos del PICABAS. Esto ha permitido que, actualmente, tengamos en marcha 16 obras hidráulicas por casi 30 millones de euros y, en los próximos meses, tendremos otro lote por valor de 14,5 millones. 

Además, se tomaron otras medidas urgentes que ya hoy están culminadas, para equilibrar el caudal en toda la Isla. Sin olvidarnos, por supuesto, de la planificación a largo plazo. Queda mucho por hacer e impulsar. Necesitamos infraestructuras como la planta desaladora del Sur, cuya financiación va a contar con colaboración del Gobierno de Canarias, tal y como hemos pedido. Queda mucho por hacer y no es una cuestión fácil de resolver, partimos de esa base, pero no pararemos hasta que la situación mejore y se eliminen definitivamente los cortes, eso lo tenemos claro.

Otro de los ámbitos que ha reivindicado en las últimas semanas es el de la gestión de Residuos. ¿Cómo es la situación en Fuerteventura?

Hemos conseguido que la Consejería de Transición Ecológica y Energía del Gobierno de Canarias volviera a abrir una partida que había eliminado para Fuerteventura, destinada al Complejo Ambiental de Zurita. Lo hemos logrado gracias a la reivindicación del Cabildo y el apoyo de los diputados majoreros en el Parlamento de Canarias. No vamos a permitir que a Fuerteventura se le reste ni un euro de sus derechos. Paralelamente, desde el Cabildo estamos haciendo una inversión sin precedentes para modernizar Zurita y el tratamiento de residuos en Fuerteventura con alrededor de 15 millones de euros para proyectos que ya se han iniciado. Y, lo que es más importante si cabe, tenemos una sociedad majorera cada vez más concienciada con el reciclaje y así lo demuestran los datos. Desde el Cabildo vamos a continuar potenciándolo con campañas de sensibilización y nuevos puntos limpios.

La necesidad más apremiante de la población ha sido el abastecimiento de agua potable

Lo mismo ocurre con el transporte ¿Cómo va a mejorar la situación?

Somos conscientes de que el servicio de transporte regular de viajeros ahora mismo es deficiente y es otro de nuestros grandes retos de la legislatura. Por eso hemos puesto todos nuestros esfuerzos en mejorarlo y, por primera vez en la historia, la nueva concesión se tramitará mediante un procedimiento abierto en el que podrán concurrir todas las empresas interesadas. Esperamos poder anunciar su licitación en el primer trimestre de 2024. Esto significa que, por primera vez, las empresas van a competir para mejorar sus ofertas, lo que dará lugar a un aumento de rutas y frecuencias, mejora de la conexiones y coordinación entre las líneas ya existentes, así como guaguas más modernas y accesibles.

Ahora mismo está en la recta final de la elaboración de los presupuestos. ¿Cuáles serán las líneas principales?

Las prioridades de Fuerteventura en este momento son claras y a nadie se nos escapa. Los temas prioritarios van a ser el abastecimiento del agua, con todos los esfuerzos económicos para poder garantizar este bien básico a corto, medio y largo plazo. Pero también el cuidado de las personas y poder contar con las plazas sociosanitarias que necesita la Isla, en todos los municipios, y apoyar el tejido asociativo y los convenios en materia de bienestar social con los ayuntamientos. Sin olvidar el impulso a nuestro juegos y deportes tradicionales, las partidas destinadas a la recuperación y dinamización de nuestros museos y los planes de infraestructuras enfocados a resolver necesidades básicas municipales, los llamados PICOS.

Además de continuar reforzando las partidas destinadas a la promoción turística de la isla y al impulso del comercio local. Son algunas de las claves de este presupuesto para 2024 que está en pleno proceso de aprobación.

¿Cuál es la situación del sector primario majorero? ¿Se ha visto fortalecido o hay que seguir trabajando?

Todos los sectores de la actividad económica majorera necesitan un impulso. El sector primario es uno de los más perjudicados y por eso destinados un paquete de ayudas por más de 8 millones de euros para que puedan hacer frente a estas grandes dificultades, como el elevado coste de los insumos, y también para respaldar inversiones destinadas a modernizar las explotaciones. Esto era lo que nos pedían los profesionales del campo y el mar majoreros, así como mejorar el agua agrícola, que es clave para el sector primario. En este sentido, estamos potenciando los planes de regadíos en la zona centro-sur y otros proyectos para tener agua agrícola en todo el territorio insular. Paralelamente, seguir profesionalizando y diversificando el sector. 

En este sentido, ha sido una muy buena noticia que la actual campaña de molturación de aceitunas de las diversas variedades en la almazara del Cabildo haya sido una de las más productivas, con 162.000 kilogramos de aceituna y más de 20.000 litros de aceite producidos. Con estos datos oficiales nos sitúa y confirma como isla de excelencia en cada uno de sus productos y hay que agradecer la excelente coordinación que ha habido entre los olivicultores y el personal de la almazara que se dedicará en exclusiva desde el pasado 31 de julio a garantizar estos buenos resultados.