Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

San Bartolomé de Tirajana

La joya arquitectónica de Tunte

Los vecinos elogian las obras del nuevo centro cultural Pancho Guerra

Antigua casa de la cultura de Tirajana, antes de ser derrumbada.

Antigua casa de la cultura de Tirajana, antes de ser derrumbada. LA PROVINCIA / DLP

El nuevo centro cultural Pancho Guerra, que ha levantado el Ayuntamiento junto a la plaza de Santiago en Tunte durante un periodo de 15 meses, se presenta como la "gran obra que se ha ejecutado en Tirajana en los últimos tiempos". Los vecinos esperan como "agua de mayo" la inauguración del edificio; sin embargo, tendrán que esperar hasta finales de este año, ya que la administración busca nuevos fondos para culminar las obras de iluminación e instalación del mobiliario.

"En Tunte se vive muy bien". Es un pueblo "tranquilo, bonito y limpio". Solo que a veces resulta un poco "aburrido" porque la edad media de sus habitantes supera el medio siglo de vida y "no hay muchas opciones de ocio más allá de los bares de la calle principal". Es por ello por lo que algunos de sus vecinos, como María Sánchez, esperan que el nuevo centro cultural de la villa sirva de imán para atraer a más visitantes al casco urbano y distraer a los jóvenes con nuevas actividades. Y, por qué no, animar a los vecinos a que se muden a la zona alta del municipio, que "desde la época de Araña del Toro no se construyen viviendas sociales en el pueblo".

El nuevo edificio, casi acabado, ha despertado la ilusión entre los habitantes del casco histórico. La fachada, que responde a un modelo de arquitectura típica canaria adornada con piedras de la cantería de Arucas, es toda "una joya" que eleva "el caché" del pueblo". Manuel Suárez se postula como nuevo usuario de sus instalaciones y cuenta los días para poder celebrar su apertura. Se siente "orgullo" de que su barrio "evolucione" y mejore sus infraestructuras.

El recinto, estructurado en tres plantas, dispone de un salón de conferencias y espectáculos con capacidad para 200 usuarios. Una biblioteca, tres salas de exposiciones, cinco aulas y un aparcamiento subterráneo habilitado para más de una veintena de vehículos completan la infraestructura. Además, en la planta inferior cuenta con una superficie de más de 100 metros cuadrados destinada a un pequeño velatorio con acceso independiente para la entrada del coche fúnebre desde la calle El Calvario. Un servicio bastante "demandado" por los vecinos, ya que las familias de "Risco Blanco, La Plata, Cercados de Araña y El Sequero" acuden a Tunte para despedir a sus seres queridos.

Las obras de construcción del centro, presupuestadas en casi dos millones de euros, se han desarrollado durante un periodo de 15 meses sobre la misma parcela que ocupaba la anterior casa de la cultura de Tunte. Las antiguas instalaciones daban "pena". Las "goteras" se habían adueñado de techos y paredes y muchos temían que el "deterioro del edificio" terminara por ocasionar una "desgracia" en cualquier momento, señaló la vecina Dolores Herrera.

El centro cultural, que rendirá homenaje al literato con mayor relevancia que ha conocido Tirajana, abrirá sus puertas a finales de este año, según estima el edil de Urbanismo, Fernando González. "Solo queda instalar el cableado eléctrico, colocar el falso techo y dotarlo de mobiliario", matizó.

Compartir el artículo

stats