Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ana Teresa Ayala Barrios Embajadora del Uruguay en España

Ana Teresa Ayala: «Al bajar del avión en Uruguay, el canario se sentirá como en casa»

La embajadora del Uruguay en España comienza en Canarias una gira por las comunidades autónomas para reforzar los lazos históricos entre ambos territorios e impulsar la inversión isleña en su país

Ana Teresa Ayala Barrios, embajadora del Uruguay en España, ayer en el hotel Santa Catalina. Andrés Cruz

Ana Teresa Ayala Barrios, embajadora de la República Oriental del Uruguay en España desde noviembre, comienza esta semana en Canarias una gira por las distintas comunidades autónomas. ¿El objetivo? Reforzar los históricos lazos entre ambos territorios y fomentar la inversión isleña en el país sudamericano.

Canarias es la primera comunidad autónoma que visita tras asumir funciones el pasado noviembre como embajadora de Uruguay. ¿Cómo se siente al llegar a las Islas?

Muy bien. Una de mis principales prioridades es sacar la embajada fuera de Madrid y visitar todas las comunidades autónomas, sobretodo aquellas en las que hay una especial relación con el Uruguay como es el caso de Canarias, con unos lazos de pasado común. Nuestra capital, Montevideo, se fundó a partir de familias canarias que se asentaron allí. Uno de nuestros 19 departamentos es Canelones y a los habitantes se les llama canarios. La relación entre ambas partes es muy especial y estamos expectantes de lo que pasa aquí. Además, tenemos en las Islas una colonia de 9.500 compatriotas registrados en el consulado, pero que pueden ser 14.000 por las dobles nacionalidades. Un número importante teniendo en cuenta que somos 3,5 millones en Uruguay. Hemos preparado una agenda muy ambiciosa, con audiencias con las principales autoridades, alcaldes, cabildo, gobierno de Canarias, Delegación del Gobierno, Cámara de Comercio, que ha convocado a las empresas interesadas en invertir.

¿Qué busca en esas reuniones con las administraciones?

La idea es estrechar más los lazos tradicionales e históricos entre Uruguay y Canarias. Hemos recibido ya varias visitas de autoridades isleñas a nuestro país, entre ellos Paulino Rivero con empresarios de aquí. Luego, vinieron aquí autoridades uruguayas; el intendente de Canelones y el de San José a participar en los 600 años de la Villa de Teguise. También la ministra de Educación y Cultura. La idea es seguir incentivando esos lazos, para que esa relación siga con proyectos en común.

¿Qué oportunidades ofrece Uruguay para las empresas?

Ya hay instaladas varias empresas canarias en Uruguay en diferentes sectores. Uno de ellos es el turismo, también en tecnologías de la información, infraestructura, servicios de ingeniería, de logística; hay muchas áreas que se pueden desarrollar. Una de las últimas empresas que han invertido es Disa, hoy tiene una presencia importante y es la segunda empresa en distribución de combustibles del país. Queremos que más empresas se animen a ir, que vean que hay potencial y ponernos a su disposición de lo que necesiten de información, organizar misiones o dar una agenda de contactos.

¿Ser un país pequeño es una ventaja con respecto a otros países de América?

Sí, precisamente al tener un mercado interno pequeño el país necesita la llegada de inversores extranjeros para poder potenciar su economía. El Uruguay está muy abierto al exterior. Hemos diversificado el destino de nuestras exportaciones. Nos presentamos como un país serio, con solidez democrática, con una macroeconomía con resultados muy buenos y con un clima de negocios que hace que el inversor se sienta seguro. El inversor extranjero es tratado igual que el nacional, con libre disponibilidad a los beneficios y hay libertad cambiaria. Van cambiando los gobiernos pero se sigue una política de estado de respeto a las inversiones.

¿Y la pandemia?

Hemos hecho un manejo muy responsable de la pandemia. En 2020 no tuvimos oleadas y prestamos atención a la asistencia sanitaria y social sin apagar del todo la economía, sin confinamientos. Se exhortó a la ciudadanía a no salir de casa, aquellos que pudieran hacerlo, y tuvimos unos números muy alentadores hasta abril, mayo y junio de este año; pero ya había empezado entonces la vacunación y al día de hoy estamos en el 76% de la población con pauta completa. A partir de noviembre se permitirá la entrada a cualquier extranjero con doble pauta y PCR negativa e iremos monitorizando la situación. Ahora empieza el verano, que es el punto álgido del turismo, que es de sol y playa y ha sido uno de los sectores que más ha sentido la crisis.

"En Uruguay hay mucha inquietud por lo que ocurre en La Palma y los medios están pendientes"

decoration

Esos números en pandemia hacen que haya un menor riesgo de una paralización de la economía frente a otros países de América Latina.

Eso demuestra la seriedad del país frente a la pandemia. No se dispararon los números, con un control durante este tiempo sin ir al confinamiento. Somos un país seguro, más allá de la certeza jurídica y del clima favorable a los negocios, también la seguridad sanitaria con un sistema de salud fuerte que ha demostrado estar a la altura de las circunstancias.

Aún así, el turismo se habrá visto muy perjudicado.

Ha sido uno de los sectores más perjudicados por la pandemia, al depender de la movilidad y del ingreso de visitantes; el turismo supone un 7% del PIB del Uruguay. Esperamos que con la apertura de fronteras podamos revertir la situación. Hubo auxilios en materia de desempleo y a las empresas. Hubo turismo interno, pero en 2019 recibimos casi la misma cantidad de visitantes que habitantes tiene el país y eso se siente.

También se verá con la comunidad uruguaya en Canarias. Creo entender que hay preocupación en Uruguay por la erupción en La Palma.

Tendré varias reuniones con los compatriotas en Gran Canaria y Tenerife. Aquí me reuniré en el ayuntamiento de Agüimes, en esa zona hay un número importante de uruguayos radicados. En La Palma tenemos 15 personas de nacionalidad uruguaya pero no se han visto afectadas. En Uruguay hay mucha inquietud por lo que pasa acá. Los medios de comunicación están muy pendientes haciendo llamadas a la cónsul.

Una repercusión por los estrechos lazos.

Todo el mundo tiene un amigo o conoce a alguien con lazos con Canarias. Esa cercanía hace que lo que ocurre en La Palma no nos sea indiferente. El volcán y todo el drama humano nos ha impactado.

Esos lazos históricos hacen bienvenida la inversión.

El canario que llega allá se siente enseguida como en casa, como nos pasa a nosotros cuando venimos. Para un empresario es muy fácil integrarse y desarrollar allí sus negocios. Porque las relaciones entre ambas partes van al origen de nuestra sociedad.

¿Cuándo un canario viaja a Uruguay en qué cosas se ve representado?

Lo primero, al bajar del avión se va a sentir como en Canarias, con un acento parecido y la cercanía en el trato, somos una sociedad donde nos conocemos todos o nos relacionamos. La ventaja de una población de cercanía y del trato personal. En la gastronomía, el gofio. Si llegan a Uruguay no se van a quedar sin él.

Y Montevideo tiene el Carnaval más largo del mundo, aunque el de Río se lleve la fama.

Todo el año estamos esperando para disfrutarlo. Es un periodo donde se trabaja mucho. Aquí han venido representaciones de murgas y candombe. Tenemos esa pasión en común. Allá es toda una industria y mueve la economía, hay gente que dedica todo el año a ese periodo, es algo que despierta mucho el interés del extranjero.

Compartir el artículo

stats